Logo de Noticias Coches
hormigon CO2
Luis Ramos Penabad

¿Y si el hormigón pudiese capturar CO2? Ojo a lo que viene de Japón

El gran reto del siglo XXI al que nos enfrentamos como sociedad es el cambio climático. El sector del automóvil se ha puesto patas arriba debido a ello, de ahí el auge de los coches eléctricos y los anuncios de desaparición del motor de combustión. Pero no es el único sector. Ahí está la construcción y, en concreto el hormigón, responsable del 8 % de emisiones globales de dióxido de carbono (CO2).

Fabricar cemento y hormigón tiene un coste medioambiental brutal. Hay que calentar piedra caliza a temperaturas altísimas para crear calcio, un componente clave de la reacción química para fabricar hormigón. Y aquí viene lo bueno y es que en Japón un equipo de ingenieros ha desarrollado una nueva técnica para reciclar el hormigón (que normalmente iba al vertedero) y combinarlo con CO2 capturado.

Los investigadores de la Universidad de Tokio, con este nuevo proceso, consiguen gastar menos energía, ya que a los escombros les bastan 70º C para ser reutilizados, en lugar de los 1.000º C que los empleados para quemar la piedra caliza. Además, el dióxido de carbono usado en la mezcla se puede obtenerse de un escape industrial o extraerse directamente del aire.

Han creado ya bloques de muestra que llaman hormigón de carbonato de calcio. El problema es que no es tan fuerte como el material convencional hecho de cemento Portland, pero el equipo dice que podría usarse en edificios más pequeños y que tiene posibilidad de mejora.

«Aún quedan muchos desafíos por superar”, asegura Takafumi Noguchi, autor del estudio. “Además de aumentar los límites de resistencia y tamaño del hormigón, sería mejor si pudiéramos reducir aún más el uso de energía del proceso de producción». ¿Será este nuevo hormigón el más común dentro de unas décadas y una de las soluciones al cambio climático?

Fuente: Universidad de Tokio

  • contaminación
  • Ecología
  • reciclaje