Desde hace tiempo es patente las discrepancias de un sector importante de la Guardia Civil con la nueva estrategia de la DGT en cuanto al sistema de multas de tráfico. Si hace tan solo unos días, en coches.com, dábamos buena cuenta de las explosivas declaraciones de un agente de la Benemérita en contra de la institución gestora del tráfico en nuestro país, ahora, es la justicia la que pone en entredicho el modo de actuación de la DGT.

Una jueza de Badajoz ha dado la razón a un agente del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil que interpuso una denuncia al comprobar que le habían retirado de su nómia el plus de productividad, al no cumplir con la cuota de multas establecida por la DGT. La Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) se felicita por esta decisión, recordando que el agente se vio forzado a pedir la baja laboral por motivos psicológicos. En total son once los agentes que han presentado recursos similares y que ahora, con este precedente, la Asociación espera que se resuelvan en los mismos términos.

En la sentencia, la magistrada justifica la decisión asegurando que la actividad laboral del agente no había cambiado en los útimos meses, en los cuales sí cobró la productividad. La AUGC denuncia que la retirada de los pluses a los miembros de la Guardia Civil “era injusta e incitaba a los guardias civiles a entablar competición para no quedar el último en el número de denuncias”, además, aseguran “el sistema podia llevar a los agentes a ejercer una actividad recaudatoria, prohibida por nuestro ordenamiento jurídico”. La Asociación critica a la DGT por “los perjuicios ocasionados con este sistema de baremación del trabajo, la presión que ejerce sobre el conductor y los agentes, que se ven obligados a trasladar esa presión aumentando el número de denuncias, la gestión de la imagen deshumanizada de los agentes, que parecen máquinas de denunciar y la visión de que cualquier usuario de un vehículo es un presunto infractor”.

Vía: Hoy

1 COMENTARIO

Deja una respuesta