Land Rover es un fabricante británico con una dilatada historia a su espalda. Es uno de los más arraigados en el Reino Unido y por lo tanto ha sorprendido su decisión de comenzar a fabricar el Land Rover Discovery en Eslovaquia. El SUV grande es uno de sus pilares y hasta ahora se había producido siempre en la planta local de Solihull. Abandona tierras británicas en plena polémica del Brexit, aunque podría haber más motivos para el cambio.

La marca afirma que esta decisión de llevarse al Discovery a partir del próximo año 2019 a la nueva fábrica de Nitra (Eslovaquia) se debe a la estrategia global a largo plazo. También parece seguro que se conseguiría reducir los costes de producción y harían hueco en Solihull para lo que está por llegar. La planta británica será remodelada próximamente para poder producir los futuros vehículos eléctricos que están por llegar. En definitiva, se avecinan movimientos en Land Rover.

La distribución podría ser la siguiente. En la planta de Solihull se podrían quedar los Range Rover y Range Rover Sport, además de los futuros eléctricos, incluido el Jaguar I-Pace (que se hace en Magna Steyr, Austria). Por otro lado, los Land Rover Discovery Sport y próxima generación de Range Rover Evoque pasarían a ensamblarse en la planta de Halewood (Reino Unido). La planta eslovaca de Nitra ha sido elegida para llevarse al Land Rover Discovery, a pesar de que la marca ya fabrica en otros sitios como China o Brasil.

La decisión conlleva mucha polémica debido a que se podrían eliminar alrededor de 1.000 puestos de trabajo (la mayoría temporales) de los cerca de 10.000 que tiene Solihull actualmente. Sin embargo, Land Rover se excusa diciendo que la inversión será importante y que a largo plazo se beneficiará a la industria del automóvil británica. Hay que tener en cuenta que Jaguar Land Rover es el fabricante que más produce en Reino Unido, con más de medio millón de vehículos el pasado año.

Fuente: Bloomberg

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta