Los viajes desde casa al bus más cercano, la estación de tren o el kiosco de referencia a veces son demasiado largos para ir andando pero no justifican el gasto que supone usar un coche para moverse unos pocos kilómetros. Para estos “viajes” se necesita una solución de transporte personal más ligera. ¿Cuál?

treadway
Uno de los prototipos Treadway

Pues quizás esta, el Treadway, que ha entrado este año en la carrera por los premios James Dyson. Diseñado para que encaje con cualquier calzado, se trata de una especie de zapatos motorizados que harían feliz a cualquier freaky de la tecnología y a los amantes de los deportes urbanos… Imagina lo que se podría llegar a hacer con algo así… Pero ahí no acaba la cosa.

Cada año vemos aparecer nuevas formas de transporte personal en distancias cortas, como bicis y motos eléctricas que están bien… Pero no son tan fácilmente transportables como estos “zapatos-coche”. Eso es lo que pensó Peter Treadway después de probar un sinfín de métodos de propulsión personal: “necesitaba crear algo que pudiese ser divertido, pero también más seguro que el resto de formas existentes para el transporte personal, que pudiese mantener en centro de gravedad natural sin elevar al usuario y que pudiese perder el equilibrio.

El reto de Treadway Mobility es fabricar un prototipo para que puedan ser manejados desde un mando en la manos, sin cables, que se pueda adaptar a cualquier tipo de calzado o que permita al usuario calzarlo y olvidarse de él hasta que lo necesite. Treadway ha construido ya varios prototipos sencillos, pero que resultan pesados por ahora, pues se trata de piezas de acero propulsadas por una batería de polímeros de litio como los motores de los coches eléctricos.

Cuando su diseño y tecnología estén más desarrollados, el Treadway debería convertirse en un sistema de transporte menos torpe y el aspecto industrial que tiene ahora tendría que ir hacia uno más aerodinámico y moderno, como los renders de la compañía que muestran ruedas de colores con un sistema de luces LED que lo haría visible de noche.

Treadway ya está, como decíamos, en la parrilla de salida de los premios James Dyson, una competición internacional que procura inspirar a estudiantes de diseño y jóvenes ingenieros con un primer premio de 10.000 libras esterlinas, que no está nada mal, y  otro tanto para el departamento de la universidad al que pertenezca. Otros premios consisten en un viaje al departamento de desarrollo de Dyson y oportunidades de dessarrollo en Reino Unido o Malasia… Además del correspondiente trofeo, claro está.

El campeón será anunciado en octubre. Estaremos atentos… Mientras, puedes ver un par de prototipos Treadway en acción en este vídeo.

[youtube width=”640″ height=”385″]http://www.youtube.com/watch?v=FB9Yrr25P8M

Fotos de los distintos prototipos:

Ver galeria (8 fotos)

Vía James Dyson Awards

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta