A pesar de que son ya muchas las firmas de automoción que comienzan a sacar al mercado diferentes modelos de vehículos eléctricos, parece que el mercado no termina de explotar y necesitará de unos años para alcanzar su punto álgico.

El precio, todavía demasiado elevado, la limitada autonomía de las baterías o la escasez de infraestructuras necesarias para su recarga, son los grandes handicaps con respecto a sus rivales contaminantes, unidos a las reticencias de los conductores por los nuevos cambios y la incipiente crisis económica, que no anima precisamente a los grandes desembolsos.

2f0719nissan-leaf-598p
Nissan Leaf

Así las cosas, los especialistas en el sector indican que de aquí a 2015 se irá produciendo un crecimiento muy moderado de las ventas de vehículos eléctricos, siendo a partir de entonces cuando se pueda hablar de una comercialización masiva.

Según la consultora DBK, para finales de esta año habrá en España unas 400 unidades de estos vehículos circulando por nuestras carreteras, mientras en 2014 esa cifra se elevará hasta las 50.000. En apenas cinco años desde entonces, en el 2020, el volumen de ventas comenzará a reflejar cifras de comercialización en masa y es que para entonces hasta 600.000 de estos vehículos serán ya una realidad en nuestro país, circunstancia favorecida por la bajada de los precios y el desarrollo del segmento.

Firmas como Nissan, Toyota o Mitsubishi ya han comercializado los primeros vehículos eléctricos o híbridos, y está previsto que las ayudas públicas de la administración y los acuerdos para instalar las infraestructuras necesarias, provocarán que en el período de 2011 hasta 2014, las grandes firmas lancen al mercado nuevos modelos.

En el 2015, apunta la consultora, la disminución de los precios contribuirá al cambio de mentalidad de los conductores que apostarán decididamente por los que serán los coches del futuro, respetuosos con el medio ambiente.

Vía: Expansión

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta