Recorrer un millón de kilómetros con el mismo coche no es algo habitual para un ciudadano de a pie. Puede ser más habitual en profesionales del transporte, aunque los vehículos actuales (en general) parecen estar hechos para durar bastante menos. En todo caso, para llegar a esa impresionante marca tienen que juntarse dos factores: ser un verdadero entusiasta de ese vehículo y que el mismo no sufra problemas mecánicos. Es el caso de Jerner Jung y su Subaru Forester.

Este músico esloveno compró este ejemplar en 1998, cuando se comercializaba la que fue la primera generación (actualmente vamos por la cuarta). En estas dos décadas lo ha estado utilizando constantemente y en todo tipo de carreteras o condiciones meteorológicas. El vehículo no le ha dado ningún tipo de problemas y acaba de alcanzar el millón de kilómetros, lo que equivaldría a dar casi 25 vueltas completas alrededor del mundo.

Jung lo recuerda con cariño, pues ocurrió mientras conducía por su Ljubljana natal. Aunque él pensaba que el marcador daría la vuelta y volvería a 0 kilómetros, se quedó detenido en 999.999 kilómetros. En cuanto a las claves para que el coche durase tanto sin averías afirma no haber hecho nada del otro mundo, siguiendo el mantenimiento a rajatabla y confiando en la resistencia del Subaru Forester, que conserva alrededor del 70% de sus piezas originales.

Tanto le gustó el primer Forester, que este usuario adquirió también uno de tercera generación, con el que ya lleva más de 150.000 kilómetros. Una de las claves de este modelo es su probada fiabilidad, algo intrínseco en la filosofía de la marca. En Europa más del 97 % de Subaru vendidos en la última década sigue rodando por carretera. Además el Forester fue uno de los precursores del segmento SUV y también un fiel portador del motor bóxer y la tracción AWD de la marca.

Fuente: Subaru

Galería de fotos:

Ver galeria (11 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta