Ya es completamente oficial. Con la integración de Opel y Vauxhall, el Grupo PSA se convierte en el segundo gran grupo contructor de automóviles en europa, con una cuota de mercado durante el primer semestre de este año del 17% y con un portfolio de cinco marcas (Citroën, DS, Opel, Peugeot y Vauxhall) que son complementarias entre sí y están todas bien posicionadas en los distintos mercados en los que están presentes.

Con esta compra a General Motors (efectuada por valor de 2.200 millones de euros el pasado mes de marzo), el Grupo PSA  refuerza su posicionamiento en los principales mercados europeos y potencia sus posibilidades de crecimiento a escala global.

“Iniciamos junto a Opel y Vauxhall una nueva fase del desarrollo del Grupo PSA. Este nuevo proyecto se ha convertido en realidad en sólo algunos meses gracias al excelente trabajo de los equipos a los que debo felicitar de manera efusiva”, afirma Carlos Tavares, presidente del Directorio del Grupo PSA.

La ratificación de la compra se produce antes del plazo previsto (inicialmente se confiaba en finalizar el proceso durante el cuarto trimestre del año), gracias a la rápida aceptación de la misma por parte de la Comisión Europea.

“Sabremos aprovechar la oportunidad que se nos brinda de reforzarnos mutuamente y de conquistar nuevos clientes gracias a la puesta en marcha del plan de rentabilidad de Opel y Vauxhall”, aseguraba Carlos Tavares.

Ahora ya con el apoyo del Grupo PSA, Opel y Vauxhall elaboraran un nuevo plan estratégico para ambas marcas que su nuevo CEO, Michael Lochscheller (quien sustituyó a K.T.Neumann el pasado mes de junio) sus deberá presentar dentro de 100 días. El plan, que se desarrollará ya aprovechando las sinergias que la integración en PSA aporta a las marcas (estimadas en cerca de 1.700 millones de euros anuales). Según Lochscheller, Opel continuará vendiendo tecnología alemana al tiempo que se beneficiará de las sinergias que pueda desarrollar en materia de compras, producción, investigación y desarrollo con el Grupo PSA.

La integración de Opel/Vauxhall en el Grupo PSA España obliga especialmente a este último al mantenimiento de sus compromisos. “La dinámica del plan Push to Pass se mantiene como una prioridad para los equipos, que deben seguir concentrados en alcanzar los objetivos marcados. Confiamos en la dinámica que estas estrategias puedan crear en beneficio de nuestros clientes y de nuestros empleados” ha afirmado Carlos Tavares.

El propio presidente del Grupo PSA es quien ha manifestado que con la integración nace “un nuevo campeón europeo” del sector de automoción. Un campeón en el que España va a tener un gran protagonismo, dado que buena parte de la capacidad productiva e industrial del mismo se encuentra en nuestro país, donde ahora el Grupo PSA cuenta con las factorías de Vigo y Figueruelas como grandes baluartes, junto con las de menor tamaño en Villaverde (Madrid) y Mangualde (Portugal). Sólo en España la capacidad de producción del Grupo PSA supera ahora el millón de unidades al año.

Fuente: PSA
Vía: Newspress

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta