Aunque cada persona es un mundo con sus particularidades y rarezas, lo cierto es que la mayoría estamos dentro de lo que se considera en estadística como la media. Por lo tanto, la mayoría de servicios y productos están enfocados para personas “medias”.

Pero imagínate que te sales completamente de la media, es decir, si la media de altura de un hombre rumano es de 174.7 cm, imagínate sobrepasarla en 56.3 cm y medir 2.31 metros.

Pues bien, este es el caso de Robert Bobroczkyi, un chico rumano de 17 años que no sólo es extraordinario en altura, sino que también habla tres idiomas de manera fluida, aprendió a tocar el piano de manera autodidacta, y sí, es un gran jugador de baloncesto.

No obstante, como todavía no juega en la NBA, no puede permitirse un coche más a su altura. Por lo que de momento tiene que utilizar un coche para personas medias como un Hyundai Accent, por ejemplo.

¿Y cómo entra entonces una persona de 2.31 m en un coche de esas características? Aquí tienes la respuesta:

Vía: Jalopnik

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta