En cuanto a la conducción autónoma se trata los conductores no nos ponemos de acuerdo ya que hay tantos detractores como partidarios. Sin embargo, a la hora de hablar de los camiones autónomos estos sí podrían ser el mejor amigo del camionero, ya que le liberarían de tener que parar para descansar al tener la posibilidad de hacerlo mientras el vehículo de gran peso toma el control.

Varias empresas trabajan para se regule el transporte de mercancías autónomo. La última ha sido una start-up estadounidense con base en San Francisco denominada Otto, en la que entre su equipo se incluyen algunos de los ingenieros de Google (empresa que también desarrolla este tipo de camiones), entre los que están Lior Ron y Antonio Levandowski. Además, también se han unido para desarrollar esta tecnología expertos de Tesla, Apple y Cruise Automation.

camion autonomo 03

La compañía prueba ya el Volvo VNL 780, aunque su pretensión es trabajar con camiones de la denominada Clase 8, los vehículos más grandes y pesados que circulan por las carreteras de Estados Unidos. Otto ha compartido un vídeo, que te mostramos en esta publicación, que demuestra la inteligencia artificial de un camión autónomo mientras el conductor humana realiza otras tareas.

Los camioneros pasan largos períodos de tiempo en autovías, tramos que resultan fáciles de conducir para un sistema autónomo pero esta tecnología más presente cada día podrá además viajar con tráfico denso y aerodinámico. Supondrán así un alivio para los conductores que son a fin de cuentas los que más sufren el asfalto.

camion autonomo 02

A diferencia del proyecto de Google, Otto enfocará este tipo de conducción a un modelo semiautónomo en el que el camionero debe tomar el control en las zonas pobladas, donde tendrán que estar al volante, mientras el camión viaje por carretera. Aún no hay leyes fijas sobre cuántas horas podrá conducir un camión autónomo pero Ron, uno de los co-fundadores de Otto tiene claro que sus camiones “serán capaces de funcionar durante muchas más horas que un humano”.

Y es que el principal problema que se encuentran los camiones autónomos es que no podrán tomar el mando más horas que un ser humano. Los fabricantes de este tipo de conducción tendrán que convencer a las autoridades pertinentes de que cambien las legislaciones y para ello tendrán que hacer hincapié en que hacer rodar a robots de 40 toneladas es una gran idea que mejorará la vida laboral de cualquier camionero así como la seguridad vial.

Fuentes: MIT Tecnology Review, The Verge

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta