La lucha por el mercado premium está más apretada que nunca entre las tres marcas alemanas, Mercedes-Benz, Audi y BMW. En un futuro inmediato esto tiene visos de continuar siendo así, por lo que cada uno empleará diversas armas… pero centradas siempre en un aumento de gama. Ahora, sabemos que una de las de Mercedes será la apuesta por su división de vehículos AMG para alcanzar el liderato de ventas a nivel mundial.

Con un espectacular deportivo como punta de lanza, el Mercedes-AMG GT, que llegará en 2015 desde 141.000 euros, la división de preparación de Daimler pretende alcanzar las 64.400 unidades vendidas en 2017, frente a las 32.200 matriculadas el año pasado o a las 40.000 que espera alcanzar en este ejercicio. La idea es duplicar la facturación alcanzada en 2013. Hablamos de los coches de alto rendimiento ( y más caros) de la gama, como los A45 AMG, C63 AMG o S65 AMG, que compiten con los BMW M y los Audi RS

Mercedes-AMG 2014

Ahora el objetivo planea lanzar coches de alto rendimiento más asequibles, con el objetivo de doblar sus entregas en un plazo de tres años. Lo hará con la nueva línea AMG Sport, la unidad con la que planea fabricar automóviles con motores modificados, con tracción total y frenos y suspensiones más deportivas a precios más bajos que los de su oferta tradicional en el segmento. Se espera que esta nueva línea AMG Sport aporte hasta el 40% de sus ventas totales. cubrirá el hueco entre los tradicionales AMG y los vehículos con acabados ópticos AMG, disponible para cualquier modelo y motorización.

Está previsto que los dos primeros modelos de esta gama que saldrán al mercado estarán basadas en el Clase C y una variante coupé del SUV GLE (omo se conocerá con la nueva nomenclatura de la marca a la hasta ahora Clase M). Ambos serán presentados en el Salón de Detroit en enero. “La verdadera tecnología deportiva será más accesible y, por tanto, de interés para una gama aún más amplia de clientes”, adelantaba la pasada semana Tobias Moers, jefe de AMG, en un acto en la sede de Mercdes-Benz en Affalterbach, Alemania,.

Los modelos AMG Sport no solo quieren cubrir las expectativas deportivas propias de AMG esperadas por los nuevos clientes, sino que forman parte de la estrategia medioambiental de Mercedes-AMG, la cual ha permitido reducir un 35% el consumo de su la gama. Además, Mercedes-AMG seguirá con sus modelos de desarrollo propio, como el último Mercedes-AMG GT.

Fuente: Daimler

1 COMENTARIO

Deja una respuesta