La incertidumbre económica provocada por la Covid-19 afecta a la manera de comprar vehículos. Sin embargo, su desarrollo no se frena, al conseguir atraer a un público diferente con nuevas prioridades.

Esta es una de las principales conclusiones que se extraen de un estudio de mercado realizado por Coches.com, con información de más de 90.000 compradores, sobre el mercado de la automoción durante el 2020.

Por qué esta crisis parece distinta

La situación económica actual está teniendo un impacto en la confianza del consumidor similar a la crisis que se inició en 2008. Así lo refleja el Índice de Confianza del Consumidor (ICC), recogido en el informe correspondiente al mes de agosto 2020 del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

Según los expertos de Coches.com, “estos niveles en la confianza del consumidor históricamente han provocado una disminución en la compra de vehículos, sin embargo, en esta crisis nos encontramos con una tendencia completamente diferente a crisis precedentes, ya que la caída viene explicada únicamente por el confinamiento”.

Fuente: Faconauto y CIS -Índice de Confianza al Consumidor-

Aunque la situación del mercado automovilístico empeoró durante los meses del confinamiento, a partir del mes de julio, con la ‘nueva normalidad’, los consumidores retomaron su interés por la compra de vehículos e incluso la aceleraron, por una posible demanda retenida e incentivados por las ayudas del gobierno.

Coches.com afirma que la crisis actual, que no sólo es económica sino también sanitaria, difiere de otras crisis anteriores, puramente económicas. El motivo es que en la actualidad se están generando nuevas necesidades en los consumidores y el mercado automovilístico está aprovechándolas, ofreciéndoles una solución de transporte privado para permitirles continuar con su actividad diaria. Así lo confirman diversos estudios, entre los que se encuentra el realizado por Capgemini en 11 países diferentes sobre la automoción y la crisis de la Covid-19.

En este informe sobre el sector, el 76% de los encuestados valoran positivamente la mejor higiene del coche privado y un 68% considera que poseer un vehículo propio reduce las posibilidades de infección. Además, un 63% declara temer por su salud si hace uso del transporte público o de servicios de movilidad compartida. De esta forma, el transporte público, las rutas escolares, y otros medios de transporte compartido serán reemplazados en muchos casos por un vehículo privado.

La recuperación de vehículo nuevo, por tanto, viene de compradores que, aunque ya tenían coche, necesitan cambiarlo por uno nuevo para poder usarlo con mayor frecuencia, dando mayor espacio a vehículos con menos emisiones. Sobre el interés generado por coches ecológicos, ya hablábamos en el estudio sobre coches electrificados que realizamos en julio.

Por otro lado, los coches de segunda mano son capaces de atraer a conductores no habituales a este mercado, a través de opciones que comprometen menos su presupuesto, y les permiten acceder al vehículo privado que necesitan.

La necesidad de cambiar de coche

Lejos de tratarse de un intercambio entre coches nuevos y de segunda mano, los compradores potenciales de vehículo nuevo mantienen este tipo de coche como su opción principal. Por tanto, el cambio a un coche de segunda mano es muy residual para ellos, según el estudio realizado por Coches.com basado en 51.000 compradores de vehículo nuevo.

Fuente: Solicitudes coche nuevo en coches.com

 

De hecho, los compradores de vehículo nuevo que mantienen su intención de compra tienen una mayor urgencia que meses atrás, como muestran los datos recogidos acerca de la disminución de los plazos que se plantean los usuarios desde el momento de solicitud hasta la compra.

Y es la necesidad de cambio de coche la que gana importancia en el último año. Los compradores que se deciden a comprar un coche nuevo inician la compra porque se les ha roto el coche o porque su coche es antiguo, dejando atrás el ‘simple deseo’ de cambiar de coche.

Esta es una de las conclusiones a las que llegan en Coches.com con el análisis realizado, en el que “vemos que el ‘quiero cambiar de coche’ pierde relevancia, registrando un 26,8% en agosto de 2020, que suponen un -35% menos de solicitudes realizadas por este motivo”.

Fuente: solicitudes coches nuevo en coches.com


En este contexto de vehículo nuevo parecen existir dos tipos de compradores: los que aceleran su compra de coche por necesidad, y los que ‘quieren un coche nuevo’, un deseo que puede esperar ante la incertidumbre provocada por la situación sanitaria y económica.

Para que se mantenga en el futuro la venta de coches va a ser fundamental poner el foco en la activación de la demanda de este tipo de compradores, que consideran que pueden esperar a que la situación se normalice. Los planes de ayuda del gobierno o acciones agresivas de precios por parte de los concesionarios pueden contribuir a este fin.

Nuevos compradores para coches usados

Los coches de segunda mano son los que están aportando mayor crecimiento al mercado automovilístico y, de hecho, su volumen de ventas se sitúa ya en niveles superiores a los que presentaba antes de la Covid-19.

Esta nueva necesidad, con la que los consumidores no contaban en su presupuesto, hace que ganen relevancia las opciones más baratas dentro de los vehículos de segunda mano. Prueba de ello es que las solicitudes de coches de menos de 10.000 € ya suponen un 38,7%, creciendo +4,5 puntos respecto a los meses precedentes al confinamiento (enero y febrero). Esta información se extrae de las más de 46.000 solicitudes de coches de segunda mano o Km0 que se realizan en Coches.com.

Más concretamente, los coches que más aumentan su demanda tras el confinamiento son los que tienen un precio inferior a 2.000€. Estos vehículos baratos duplican el número de solicitudes que tenían a principios de año.

Los compradores de vehículo de segunda mano optan además por la financiación como medio de pago. En esta situación de incertidumbre económica, se persigue no comprometer el ahorro de los compradores en mayor medida que hace un año. El estudio de Coches.com muestra que el 34% de las solicitudes analizadas se realizan con financiación (+6,7 puntos respecto al mismo periodo de 2019).

Nuño López, CMO y CPO de Coches.com concluye: “Si bien es cierto que la situación del mercado automovilístico empeoró durante el confinamiento, con la nueva normalidad los consumidores retomaron su interés por la compra de vehículos, tanto nuevos como de segunda mano. Sin duda esto se debe a las nuevas necesidades que se han generado, por lo que es clave saber aprovecharlas, con medidas públicas y privadas, para que las perspectivas de este sector sigan siendo buenas”.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta