El Audi R8 GT es la versión más potente de este modelo y también destaca por ser el más ligero. Se comercializarán 333 unidades y, en estos momentos, ya se pueden hacer pedidos. Cada R8 GT irá identificado con una placa situada en el cambio de marchas y dónde se podrá ver el número de unidad que es.

Este deportivo está basado en el Audi R8 5.2 FSI y tiene una potencia de 560 CV. Sólo puede ir asociado a una caja de cambios automática con varios programas de funcionamiento que la marca ha bautizado como R-Tronic. Esta tiene un sistema Launch Control gracias al cual, desde el primer momento, se puede disponer del máximo de aceleración mejorando así el dato saliendo desde parado. Puede alcanzar una velocidad de 320 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos.

Audi R8 GT
Audi R8 GT

Su precio será prohibitivo, rondando los 210.000 €. Algunas de sus alternativas con las otras dos variantes de este modelo (4.2 FSI de 420 CV y 5.2 FSI de 525 CV) además del Porsche 911 Turbo S, el Ferrari 599 GTB o el Aston Martin DB9.

Audi se ha esmerado en aligerar el peso de este modelo aunque, para ello, no ha prescindido de algunos elementos que suelen eliminarse del equipamiento para conseguir un peso menor. Este es el caso de los elevalunas eléctricos, el climatizador o un buen sistema de sonido.

Comparado al modelo del que deriva, se ha conseguido reducir cerca de 100 kg. Este GT pesa en torno a 1.600 kg en condiciones de homologación (con líquidos y conductor). Esta reducción se ha conseguido utilizando materiales más livianos en algunas piezas como es el caso de los asientos.

El Audi R8 GT lleva faros con diodos luminosos para todas las funciones, un sistema que es opcional en el modelo del que deriva. A diferencia de este último, lleva un sistema que permite al conductor cambiar la altura de la carrocería hasta 10 mm. Lleva llantas de aluminio forjado y 19’’ de diámetro además de unos frenos hechos con un material cerámicos con pinzas de color rojo.

Fotos del Audi R8 GT

Ver galeria (8 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta