Logo de Noticias Coches
Bentley Primer Coche (1)
Luis Blázquez

Hace 100 años, Bentley vendió su primer coche a un cliente

Es momento de celebración porque Bentleycumple un centenario de su primer coche vendido. Así es, el primer automóvil pedido por un cliente fue un modelo “3-Litre” matriculado en 1921, con la placa “KS 1661”. Introducido por el fundador de la compañía, W.O. Bentley, el 3-Litre se convirtió en un vehículo inmensamente popular, exhibiendo la calidad de construcción y la destreza ingenieril que ha sido un sello distintivo de la compañía desde entonces.

El automóvil fue comprado por Noel van Raalte, un rico londinense cuya familia era propietaria de la isla Brownsea, cerca del puerto de Poole, y había competido anteriormente en la carrera de las 500 Millas de Indianápolis de 1915 a bordo de un Sunbeam. En 1921, van Raalte pidió el primer Bentley de producción por la suma bastante razonable de 1.150 libras esterlinas, que es el equivalente a unos 58.000 euros en la actualidad. No se puede comparar con los precios de hoy, pero en ese entonces era mucho dinero.

Construido en Cricklewood, al norte de Londres, el Bentley 3-Litre contaba con una carrocería de aluminio con algunos tintes de latón. Lamentablemente, hoy se desconoce el paradero del coche, y se supo por última vez de él que estaba en Francia, en 1931. El vehículo, sin embargo, disfrutó de una buena vida, y Noel van Raalte (abajo) era un admirador declarado de él. En una carta entusiasta al editor de la revista Autocar en ese momento, estaba lleno de elogios por su nueva criatura inglesa con cuatro cilindros.

Noel van Raalte

Dice: “La razón por la que compré un Bentley fue por su desempeño excepcional en todos los aspectos de la carretera”, escribió. “Características como la dirección, la suspensión, el agarre, los frenos, el cambio de velocidad y la eficiencia del motor no dejan nada que desear y, en mi opinión, se encuentran en un grado más alto en esta marca de coches que en cualquier otro de las muchas otras marcas que he tenido o he usado”.

Aunque van Raalte fue el primer cliente en pedir un vehículo de Bentley, en realidad no fue el primero en recibir la entrega. Curiosamente, este mérito se lo llevó Ivor Llewellyn, en agosto de 1921. También era un modelo de tres litros, pero fue construido sobre el tercer chasis de producción y es el Bentley no experimental más antiguo que existe. De hecho, este modelo fue un triunfo y ayudó a establecer la marca Bentley en el panorama del motor de todo el mundo, cuando aún estaba en pañales, claro.

El modelo ganaría las24 Horas de Le Mans en 1924 y 1927 y colaboró en establecer la racha de éxitos iniciales de la marca en la legendaria carrera francés. En una prueba fechada en 1920 de un 3-Litre de preproducción, la revista Autocar, cuyos archivos más añejos se han digitalizado recientemente, lo calificó como el coche perfecto para el conductor “que quiere un verdadero automóvil de clasificación para usar en una gira Continental, el Bentley 3-Litre es, sin dudarlo, el coche por excelencia”.

La reseña de la revista británica agregaba poéticamente: “Sin duda, los automóviles tienen una personalidad para el verdadero entusiasta, para quien no son meros artículos de colección de acero y aluminio, sino que, como animales, muestran su espíritu tan pronto como el embrague muerde el motor y la sensación llega al conductor a través del borde estrecho del volante”. Y eso que aún había muchos más por llegar, como los 6 ½, 4 ½, 8 y luego el de 4-Litre, alias “Blower”.

Fuente: Bentley

Galería de fotos:

  • Bentley
  • coches clásicos