Seguro que no eres el único que después de comprarse su coche se comienza a cansar del color y le empieza a resultar aburrido subirse en ese coche gris o negro y digo estos colores ya que suponen casi el 50% de los colores preferidos por lo europeos.

El caso es que el color del coche suele ser un elemento que puede hacer cambiar un coche por completo, de serio o sobrio como el gris o el negro a elegante como el azul metalizado o el negro, más deportivo como el rojo o el amarillo, a la moda como el blanco, un tanto alegre como el verde o el azul, etc.

moy_coche-cambia-colorEsto es como cuando te vistes en tu casa, tienes una serie de colores preferidos pero no siempre vas de gris o de negro, y según los estudios depende de tu estado de ánimo, por tanto estoy seguro que si en nuestro coche existiera un botón que cambia de color tu coche, todo el mundo lo usuaria muy frecuentemente.

El cambio de color de tu coche es algo que ya varios fabricantes han desarrollado de una manera u otra como por ejemplo el Nissan Camaleon que está basado en basado en una pintura con polímeros de hierro paramagnéticos que hace que la pintura sea capaz de reaccionar ante una carga de electricidad estática modificando la forma en que la luz se refleja en los cristales que la componen, dando como resultado un cambio en su color.

En la misma línea se encuentra el Mini Chameleon, un coche que cambia de colores de acuerdo a las condiciones climáticas. Por ejemplo, en un día lluvioso, el coche cambiará su color a uno que mejorará su iluminación para mejorar su visibilidad, mientras que en un día soleado, usará otro color que le permitirá reflejar el calor y bajar la temperatura del coche.

Todo es posible gracias a una tecnología en pinturas llamada “FeintPaint“, que ha sido desarrollada en España y que funciona con partículas magnéticas de óxido de hierro que le permiten reaccionar a cambios en el campo magnético.

Otro de los ejemplos es el MOY, un concepto de utilitario biplaza que cuenta con motores eléctricos en las ruedas y que ha sido diseñado por el croata Elvis Tomljenovic.

La carrocería de este particular y novedoso coche está construida en una doble capa de policarbonato con leds incrustados entre ambas capas, además de otra capa de material electrocromático que cambia de color y luminosidad en función de su carga eléctrica y que permite proyectar imágenes estáticas o en movimiento sobre toda la superficie del coche.

Es decir, la carrocería del coche se comporta como una gran pantalla de televisión en tres dimensiones, vamos una auténtica pasada.

Como podemos ver el tema del cambio de color del coche es algo que está en la mente de fabricantes y diseñadores y es que si estos sistema llegan a comercializarse a unos precios razonables, serían un extra que pagaríamos mas de uno.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta