El equipo británico que está detrás del proyecto Bloodhound (que significa sabueso) anunció hace poco que ha superado varios hitos importantes en su camino hacia marcar un nuevo récord mundial de velocidad. El mayor, revelar una réplica a escala 1:1 del coche con el que el equipo piensa batir el actual récord mundial de velocidad, 1228 km/h, que data de 1997.

blood-hound-ssc-replica-6
La maqueta del “Sabueso”

Este modelo a tamaño natural se mostró en el la Feria Internacional de Aviación de Farnborough (FIA) en Hampshire, Inglaterra. Su vida comenzó como un cubo de cinco metros cúbicos de poliestireno, que luego fue cortado y torneado usando una máquina especial que se movía en tres ejes. La fibra de vidrio y la resina rellenaron más tarde el hueco, en un proceso que necesitó miles de horas meticuloso trabajo hecho a mano. Luego, esta mega maqueta de Bloodhound recibió nada menos que seis manos de pintura aerospacial Akzo Nobel.

El resultado final que puedes ver en estas fotos fue un coche (maqueta) espectacular que apenas pesa 950 kilos y ¡mide 12,8 metros de largo! por lo que tuvieron que dividirlo en tres para poder transportarlo a Farnborough.

El diseño del coche fue el resultado de una investigación aerodinámica usando dinámica de fluidos por computador que en los momentos clave utilizaron más recursos y memoria que el centro Meteorológico del Reino Unido para sus previsiones del tiempo. Ahí queda eso.

El equipo aerodinámico del Bloodhound, dirigido por Ron Ayers, generó millones de ecuaciones matemáticas para investigar cómo reaccionaría el aire alrededor del coche cuando el vehículo alcanzase la velocidad máxima para la que fue diseñado… ¡1.689,8 km/h! Con esta información hicieron un diseño que pudiese ser estable a velocidades supersónicas, y al mismo tiempo, pudiese controlarse a velocidades más bajas. En este vídeo puedes verlo desde todos los ángulos:

Lo primero en lo que piensas al conocer todo esto es… ¿habrá alguien capaz de conducir esto? Quizás por eso a la feria de la FIA también llevaron el Booldhound Driving Experience, que permite a cualquiera ponerse detrás del volante virtual y experimentar qué se siente al recorrer 16 km en sólo 100 segundos. Desarrollado con la ayuda de Intel, el simulador obliga al usuario a ver todos los controles de monitorización y control de tres motores diferentes al tiempo que debe mantener el coche de 133.000 CV en la pista hasta alcanzar Mach 1.4 (1,4 veces la velocidad de sonido).

Los pilotos virtuales tienen que equilibrar los reactores y la potencia del coche, acelerar el chorro y activar los propulsores en el momento justo que alcancen la velocidad máxima… y eso en poco más de 7 kilómetros. Se necesitan más reflejos que un gato para reaccionar bien ante los efectos del viento y los cambios en la superficie del terreno… Y tras ello hacer malabarismos activando los frenos de aire, el paracaídas y los frenos de las ruedas para intentar parar a este coche de seis toneladas en un punto exacto en el desierto.

Prueba exitosa del motor EJ200

El equipo también ha anunciado que el motor a reacción del Eurofighter Typhoon será el que usen durante el intento de récord ya ha completado una rigurosa sesión de pruebas este verano.

El EJ200 se usarán para impulsar al Bloodhood SCC de 0 a 483 km/h en su intento de batir el récord, que se prevé realizar en 2012. Antes de mostrarlo en el FIA, se llevó al reactor a su potencia máxima en una serie de pruebas controladas, en las que consiguió una potencia máxima de 90kN (90.000 Newton) sin problemas.

Tras completar el desarrollo del motor en el programa Typhoon, el motor de 1,5 toneladas está ahora en un nuevo proceso, el programa Bloodhound. Le acompañarán el cohete híbrido más grande jamás diseñado en Europa para producir un empuje combinado de 212 kN. (esto son 2112,368 toneladas de fuerza, ahí queda eso), el equivalente a 180 Fórmula 1 y que propulsarán al piloto Andy Green de 0 a 1000 millas por hora (1.609,344 km/h) en sólo 42 segundos. Al menos ese es el plan… Desde aquí le deseamos suerte y seguiremos pendientes de la evolución de este proyecto.

¡Ah! Por cierto, si te gustan los récords de velocidad, recuerda que hace poco os contamos la historia del coche eléctrico más rápido del mundo.

Galería de fotos del Bloodhood SC:

Ver galeria (8 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta