Logo de Noticias Coches
troncomovil aleman 1
Redacción

El troncomóvil alemán al que prohíben circular

El ingeniero alemán Sebastian Trager construyó una réplica perfecta del troncomóvil de Los Picapiedra a partir del chasis de un Volkswagen Polo. Pero cuando decidió sacarlo para circular por las calles de su ciudad el ¡Yabadabaduuu! inicial se acabó convirtiendo en frustración: El equivalente alemán de las DGT le denegó el permiso de circulación. El motivo que alegaron fue que el vehículo de la Edad de Piedra carecía de limpiaparabrisas.

La verdad es que el troncomóvil de Trager cuenta con todos los detalles. Como el original de Pedro Picapiedra, está cubierto de madera y lleva los asientos forrados en piel de leopardo. Sólo hay una diferencia que lo acerca a los tiempos actuales: en lugar de utilizar la «tracción a pies» se mueve gracias al motor de 1,3 litros de origen Volkswagen, hábilmente camuflado en la piedra-rueda delantera.

«Hemos copiado hasta el más pequeño detalle», explica Trager en el diario Metro. «Trabajo en la industria del automóvil y sé que el vehículo es perfectamente seguro. Resistiría el impacto de un diplodocus», comenta con sorna al mismo medio.

Pero la policía alemana no piensa igual. Cuando el ingeniero teutón intentó matricular el vehículo, la autoridad le exigió rellenar un formulario en el que detallara el número de luces, limpiaparabrisas… «¡Pero si el coche no tiene  parabrisas!», comentó Trager, que no logró pasar la prueba.

Semejante obra de ingeniería y decoración paleolítica es digna de que ser visto por el mayor número de personas. Por eso su constructor no duda en remolcarla a exposiciones y shows. De esta forma, aunque no pueda circular, la gente pueda admirar el vehículo.

Vía: Metro

Galería de fotos:

  • preparaciones
  • sorprendente