Toda la industria ha tenido que transformarse en mayor o menor medida durante esta crisis desatada por el coronavirus. Los fabricantes de coches se volcaron y contribuyeron produciendo material sanitario como respiradores o mascarillas. Pero esto también es aplicable a otras empresas relacionadas con la industria, que están aportando soluciones muy interesantes en estos tiempos que corren. Un ejemplo es Istobal, que ha pasado de hacer túneles de lavado a arcos de desinfección.

La compañía española es bien conocida por sus soluciones de lavado y cuidado para la automoción, haciendo todo tipo de puentes, túneles o centros para la limpieza de coches y vehículos industriales. Debido a la situación actual, decidieron aportar su granito de arena para intentar frenar la pandemia y en dos semanas adaptaron algunos de sus productos para que puedan desinfectar de forma rápida y eficiente. Tanto vehículos como personas podrán quedar desinfectadas en apenas segundos con estos sistemas.

Llaman la atención estos arcos de desinfección exterior de vehículos, que son una solución perfecta para vehículos sanitarios como ambulancias y flotas de los cuerpos de seguridad. Utilizando un producto químico biocida de su colaborador, Betelgeux-Christyens, este arco sería capaz de desinfectar cerca de 1.000 vehículos al día. Los primeros ya han sido instalado en la UME (Unidad Militar de Emergencias) de Torrejón de Ardoz (Madrid), y en Alzira (Valencia); demostrando su utilidad.

Además, Istobal no se queda solamente en la desinfección de vehículos. Cuentan también con arcos automáticos para la desinfección de Equipos de Protección Individual (EPIs). Cuenta con dos metros de altura, ocho rociadores que pulverizan producto desinfectante y se accionan automáticamente gracias a la detección por fotocéculas. Teniendo en cuenta que tarda apenas 15 segundos en desinfectar a una persona con EPI, si se instala en una zona concurrida como un hospital, podría desinfectar a más de 4.000 personas al día.

Fuente: Istobal

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta