Logo de Noticias Coches
Ferrari 375 America Coupe by Vignale 1954 (3)
Luis Blázquez

Ferrari 375 America Coupe by Vignale, el mejor cavallino que podías comprar en 1954

Fue en 1953, en el Salón de París, cuando desde el stand Maranello se desvelaba el Ferrari 375 America. Se trataba de un coupé diseñado por Pininfarina cuya forma era un refinamiento de la vista en los modelos 212 Inter dos años antes. Sin embargo, de las 10 unidades que se fabricaron, siete de ellas tomaron las formas del famoso carrocero italiano, mientras que una corrió a cargo de Agnelli Speciale y las dos restantes por Vignale.

Este es uno de esos dos ejemplares firmados por Carrozzeria Vignale en Turín en 1954. Y no se puede decir que es igual a su hermano, ya que cada uno era único a su manera al ser gestados a mano sin la ayuda de una plantilla. El chasis y la suspensión del 375 America compartían mucho con el Ferrari 250 Europa GT, pero el exterior y el interior fueron personalizados con un traje de aluminio y cuero de primera categoría respectivamente. Como ya es norma desde entonces, se puede apreciar la naturaleza deportiva de los circuitos conjuntada con una gran elegancia.

En la Italia posterior a la Segunda Guerra Mundial, había un floreciente constructor italiano que estaba liderado por un hombre carismático y profundamente obstinado llamado Enzo Ferrari. Se centró especialmente en la construcción de coches de carreras ganadores, aunque también creó modelos de carretera para ayudar a financiar sus esfuerzos en las pistas. El número limitado de vehículos aptos para las vías públicas de Ferrari se organizaba en una jerarquía de modelos, y en la parte superior de ese estrato se situó el nombre “América” hasta finales de los 60.

Esta nomenclatura probablemente se debió a que Estados Unidos era un mercado lucrativo para estos gran turismo deportivos de alta gama, y fue este país quien acababa de ayudar a liberar a Europa de la tiranía nacionalsocialista. Por otro lado, Carrozzeria Vignale se especializó a partir de 1948 en personalizar vehículos de fabricantes de automóviles locales, como Alfa Romeo, Fiat, Maserati y Lancia. Pero algunos de sus diseños más famosos se basaron en modelos de Ferrari, como la serie 250 (1953-1964) o 275 (1964-1968), así como los icónicos Testarossa y F40.

El Ferrari 375 America estaba propulsado por un motor V12 derivado del mundo de las carreras. Era un bloque asombroso para su época: con una capacidad 4.5 litros y tres carburadores Weber podía entregar unos 300 CV de potencia; había sido diseñado por Aurelio Lampredi para poder competir en la Fórmula 1 después de todo. La energía llegaba al eje trasero a través de una caja de cambios sincronizada de cuatro velocidades con relaciones variables, pues los clientes podían especificar una mejor aceleración y otros una velocidad sostenida a menos revoluciones.

Los frenos eran de tambor en las cuatro esquinas y el coche utiliza dirección helicoidal y sectorial, así como un depósito de gasolina de 140 litros. Presumía de un rendimiento impresionante para los estándares de los años 50, con una velocidad máxima declarada de 250 km/h. Para mantener todo en su sitio sin que saliera volando, el chasis de acero tubular acogía una suspensión frontal independiente con una ballesta transversal y amortiguadores. En la trasera se montó un eje rígido sobre unas ballestas semielípticas con los amortiguadores firmados por Houdaille a juego.

Ambos Ferrari 375 America Coupe by Vignale contaban con un juego de luces delante y detrás únicas, así como un llamativo esquema de color exterior bitono, que muchos ya describen como una marca registrada de Vignale. Cuando fue terminado en 1954, se exhibió a ambos lados del Atlántico. Su primera aparición pública fue en el Salón Internacional del Automóvil de Nueva York en enero, seguida de una breve aparición en Ginebra en marzo. Poco después de la cita en Suiza fue entregado a su nuevo propietario, Robert Wilke, residente de Wisconsin, Estados Unidos.

Durante el transcurso de su vida se ha mantenido un historial de propiedad documentado, y si quieres continuarlo, que sepas que este Ferrari 375 America Coupe by Vignale será subastado por RM Sotheby’s para su próxima venta de Arizona el 22 de enero. Se trata del chasis #0327 AL, y aunque el paso del tiempo no ha sido muy amable con la tapicería de cuero (lo cual es un tanto extraño considerando la apariencia impecable y un kilometraje tan bajo), se espera que alcance un precio estimado de venta de entre 2,4 y 3,4 millones de dólares (de 2 a 2,8 millones de euros, aprox).

Fuente: RM Shotheby’s

Galería de fotos:

  • coches clásicos
  • Ferrari
  • subastas de coches