Las berlinas que derivan de utilitarios vuelven a estar en boga. Hasta hace bien poco la oferta era muy reducida. Apenas el Chevrolet Aveo sedan y el anterior Fiat Linea, pero en los últimos meses estas berlinas económicas ganan presencia en la oferta del mercado, con nuevos productos como el Seat Toledo, el Skoda Rapid o el Citroën C-Elysée.

Ante la avalancha de rivales que llegan era imprescindible retocar el Fiat Linea. Esta berlina derivada del Fiat Punto (fabricada en Turquía) conserva sus medidas (4,56 metros de largo) y su maletero de 500 litros. La marca italiana ha cambiado la parrilla (mayor y con listones cromados), los paragolpes y los faros antiniebla. En la parte trasera se incorpora un nuevo portamatricula y una tapa del maletero diferente. Completan la actualización los nuevos colores y el diseño de las llantas de aleación de 16 pulgadas.

En el habitáculo los cambios son mucho mayores. Ahora incluyen el salpicadero de los Punto, estrenando consola central y un diseño más moderno y atractivo. También se han mejorado los materiales empleados y el equipamiento elegido podemos considerarlo de muy razonable dado su bajo precio.

Fiat se ha dado cuenta de que quienes buscan un coche así deciden la compra por un factor clave: el precio. De ahí que la gama del nuevo Fiat Linea 2013 se limite a una única versión diésel y sólo a un nivel de terminación.

 

A los recomendados hay que descontar las posibles ofertas promocionales del Fiat Linea, con las que el precio final en concesionario ronda los 13.000 euros o incluso menos, si se financia con la marca.

Fuente: Fiat
Galería de fotos del Fiat linea 2013:

Ver galeria (13 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta