Pocos quedan en la lista de los principales fabricantes de coches que no tengan sus cartas preparadas para la carrera de los coches eléctricos. La última noticia nos viene del fabricante de automóviles estadounidense Ford, que prevé invertir 500 millones de dólares en el desarrollo y la fabricación de una nueva generación de coches eléctricos en Michigan.

Casualidad o no, el caso es que el anuncio de Ford se produjo un día después de que General Motors hiciese público su plan de invertir 336 millones de dólares en mejorar la planta de Hamtramck en Michigan para fabricar el coche eléctrico Chervolet Volt, como parte principal de su programa de electrificación.

Ford ha sido el primer fabricante estadounidense en desarrollar un coche híbrido y no quiere que sus competidores americanos tomen ventaja y se posicionen en un mercados tan importantes como Europa y América, por ello planea iniciar la producción de su furgoneta comercial eléctrica el próximo año, y seguidamente el lanzamiento estrella que será el nuevo Ford Focus eléctrico en 2011 que contará con 120 km de autonomía que no es que sea para tirar cohetes pero seguro que estas cifras mejorarán antes de su lanzamiento comercial.

El motor eléctrico del Ford Focus será un 136 CV y 320 Nm de par máximo. La capacidad de las baterías es de 23 kWh y se recargan en un tiempo de6-8 horas en un enchufe de 230 V.

En la actualidad, Ford está comprando baterías de iones de litio para sus coches híbridos enchufables y sus coches eléctricos puros a la empresa Delphi Corp., que realiza el ensamblaje en México. Sin embargo, Ford señala que el desarrollo de la batería es su caballo de batalla ya que es un “componente fundamental” del automóvil eléctrico, demasiado importante para ser confiada a un proveedor externo.

Ford va con retraso en el segmento de los coche eléctricos, pero con el anuncio de esta importante inversión sin duda que ha dado un golpe en la mesa.

1 COMENTARIO

Deja una respuesta