Este presente año 2020 está siendo muy convulso para la planta de Nissan en Barcelona y, sobre todo, para sus trabajadores. A finales de mayo el fabricante japonés anunciaba el cierre de estas instalaciones a finales de año debido a esa política de reducción de costes que han estado aplicando. Eso suponía el despido de alrededor de 3.000 empleados directos y la afectación a más de 13.000 de forma indirecta. Ahora se ha llegado a un acuerdo para mantener la actividad hasta diciembre de 2021.

Cuando se anunció el cierre de las instalaciones barcelonesas comenzó una huelga indefinida (que ha durado 95 días) y los sindicatos comenzaron a luchar por los derechos de los trabajadores. Las negociaciones han sido duras y, cuando parecían a punto de romperse, se ha llegado a un acuerdo entre ambas partes con unas condiciones que parecen ser más justas que las iniciales. Llegan tras una reunión de 36 horas sin apenas descanso en la que se pactó en tres tres apartados.

Garantía de empleo

Con este acuerdo se ha conseguido que Nissan no haga despidos traumáticos hasta el 31 de diciembre de 2021, que es la nueva fecha establecida para el cese de la actividad. Durante este plazo lo que se hará será establecer medidas alternativas de carácter industrial y de flexibilidad interna para evitar despidos

Mesa de reindustrialización

El objetivo es que cuando Nissan abandone Barcelona, sus instalaciones no queden huérfanas. Por ello ambas partes se comprometen a buscar proyectos para la reindustrialización, siempre con la ayuda de las administraciones centrales y autonómicas. El objetivo es que las plantas de Montcada, Zona Franca y Sant Andreu de la Barca tengan empleo durante los tres primeros años de reindustrialización y en caso de no poder garantizarse cobrarán las cantidades pendientes de percibir.

Indemnizaciones

Se establecen las siguientes indemnizaciones:

  • 90 % del salario neto hasta los 62 años (y retribución del Convenio Especial de la Seguridad Social hasta los 63 años) para los trabajadores nacidos antes del 31 de diciembre de 1966
  • 85 % del salario neto hasta los 61 años para los nacidos en 1967
  • 80 % del salario neto hasta los 61 años para los nacidos en 1968
  • 75 % del salario neto hasta los 61 años para los nacidos en 1969
  • Indemnización de 60 días por año sin tope de anualidades para los nacidos a partir de 1970
  • Los trabajadores que opten por la reindustrialización percibirán el equivalente a 50 días de indemnización sin tope de anualidades y con una percepción lineal de 750 euros por cada año de antigüedad

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta