El Range Rover Sport ha recibido algunas mejoras de cara a este año. Su objetivo ha sido actualizarse y ponerse al día respecto a sus competidores, entre los que destaca el BMW X5.

Por supuesto, en un vehículo de estas características, no podían faltar las novedades mecánicas: el motor V6 diesel de tres litros más potente aumenta su potencia en 10 caballos, hasta entregar 255 . Los consumos oficiales bajan de 9,2 l/100 km a 8,8 l/100km. La versión de acceso a la gama sigue siendo diesel, con motor de tres litros que rinde los mismos 211 caballos, pero eso sí, las emisiones “al medio ambiente” bajan de 243 a 224 gr/Km. Y está “abandonando” la bebida: de 9,2 a 8,5 l/100km.

Una de las claves para conseguir las cifras anteriores, está en la transmisión: una nueva caja de cambios de 8 marchas, que incorpora levas en el volante. Con las relaciones más largas se consigue que el motor gire a menos revoluciones cuando vas por carretera.

En lo que a equipamientos de serie se refiere, todos, a excepción del TDV6 S, equipan el portón trasero eléctrico, algo que facilita la vida sobremanera.

Si nos fijamos en el exterior de este modelo, al margen de incorporar nuevos colores y combinaciones entre exterior e interior, veremos que la rejilla frontal con acabado Dark Atlas, flanqueada por unos faros delanteros Xenon con tecnología LED y el característico diseño ‘concentric circle’ de Range Rover, le confieren un aspecto robusto y enérgico. Monta llantas de aleación de 19 pulgadas.

En su interior, los suntuosos asientos de tela, con ajuste eléctrico para el conductor y el pasajero, se combinan con acabados en nogal en la consola central y en las puertas para crear un interior lujoso en el que también tienen cabida detalles tan prácticos como el botón de arranque/parada.

La seguridad es un capítulo que no ha querido descuidar el Range Rover Sport: el Control Dinámico de Estabilidad supervisa la velocidad de las ruedas y el ángulo de dirección para una mayor estabilidad y seguridad al tomar las curvas; el Control de Estabilidad Antivuelco funciona de forma progresiva para reducir la probabilidad de enfrentarse a situaciones de vuelco. Y, por supuesto, se incluye el sistema ABS, en forma de frenos antibloqueo todoterreno de cuatro canales. Además, el vehículo está equipado con un total de seis airbags,

Los precios de la gama Range Rover Sport 2012 van desde los 64.812 euros del TDV6 S de 211 caballos hasta los 95.640 euros del V8 Supercharged, que sigue entregando 510 caballos de potencia.

Galería de imágenes del Range Rover Sport:

Ver galeria (19 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta