El BMW X5 M es la versión más potente de la gama X5 gracias a su potente motor de gasolina con una cilindrada de 555 CV y una potencia de 4,4 litros. Va asociado a una caja automática de seis velocidades M Sport Automatic y a un sistema de tracción total. Junto al X6 M, son los primeros BMW M con este tipo de tracción. La caja de cambios tiene tres modos de funcionamiento: D, S y M. El último de ellos es el más deportivo y para él está disponible la función Launch Control de salida rápida.

El X5 M puede alcanzar una velocidad máxima de 250 km/h ya que, como la mayoría de modelos BMW ha sido limitado en este sentido. Puede acelerar desde parado hasta 100 km/h en 4,7 segundos y tiene un consumo medio de 13,9 l/100 km.

Con respecto al modelo del que deriva, el X5, tiene una suspensión específica y una carrocería que va 10 mm más cerca del suelo. La amortiguación es variable controlada electrónicamente y las barras estabilizadoras son activas. El conductor puede variar diferentes parámetros como el funcionamiento del control de estabilidad, la respuesta del motor y de la caja de cambios. Para esto último, hay un menú con el nombre de Power en el que se puede escoger entre dos programas: Sport y Efficient.

En el exterior también se pueden apreciar cambios con respecto al modelo del que deriva. Las diferencias se pueden apreciar en las entradas de aire frontales, que tienen un tamaño mayor que el del X5, y también en el diseño que tienen el capó y los paragolpes así como los faros. El logotipo M se puede ver en los intermitentes laterales y dentro de unas hendiduras de la carrocería.

En el interior hay también elementos específicos como los asientos. Estos son deportivos y llevan el logotipo M en los reposacabezas. También es diferente el reposapiés para el conductor, los embellecedores de los umbrales de las puertas, el volante de piel y el cuadro de instrumentos con iluminación en color blanco.

Como en otros modelos de la marca, en la consola se encuentra el mando iDrive. Con él se pueden manejar diferentes sistemas como el navegador, el equipo de sonido, el teléfono y variar los ajustes de, por ejemplo, la amortiguación variable.

El equipamiento de serie del X5 M es muy variado. Entre otros elementos lleva airbag frontal conductor, airbag frontal pasajero, airbags de cabeza para 1ª y 2ª fila de asientos, airbags laterales delanteros, asistente para el arranque, cámara para marcha atrás con Top View, control de crucero con función de frenado, control de distancia en aparcamiento (PDC) delante y detrás, control de estabilidad (DSC) con M Dynamic Mode (MDM), control de tracción (DTC), faros xenón para luz de cruce y carretera, indicador de presión de neumáticos, indicador desgaste pastillas de frenos, reposacabezas activo delante, retrovisores exteriores con calefacción, sensor de aceite para nivel y calidad, acristalamiento de protección solar verdes, calefacción de los asientos delanteros, climatizador de 2 zonas, conexión AUX In, interfaz USB audio, Navegación Professional, Hill Descent Control y alarma antirrobo.

Fotos del BMW X5

Ver galeria (8 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta