Durante el confinamiento los desplazamientos se redujeron al mínimo y también lo hicieron -lógicamente- las víctimas en accidentes. Sin embargo, con la desescalada y el avance de fases parece que está habiendo cierto repunte en ese fatídico dato. La DGT ha puesto en marcha una nueva campaña de velocidad, que es el que consideran su rival a batir durante este verano.

Siempre hemos señalado las distracciones como la principal causa de accidentes mortales, pero los excesos de velocidad se situarían en segunda posición en el ranking, pues está presente en el 22 % de los casos. Esta semana y hasta el domingo 12 de julio, se vigilará especialmente el cumplimiento de los límites de velocidad con el objetivo de reducir la accidentalidad. Se centrarán en los tramos de riesgo, aquellos que tengan un elevado índice de siniestralidad, y se notificará a través de paneles.

Pero no será la única campaña que haga la DGT para luchar contra la velocidad. Se ha estado registrando que después de tres meses de confinamiento, muchos usuarios parecen tener «ansia de libertad» y no se están respetando tanto los límites. La primera Operación Salida del 3 al 5 de julio se saldó con 18 fallecidos, una cifra que no se alcanzaba desde hace tiempo. De este modo, se seguirá controlando el tráfico para que no se vuelva a repetir un fin de semana tan fatídico como éste.

No hay que olvidare que desde hace un tiempo está activo el Dispositivo de Verano de la DGT. Prestará especial atención en las fechas clave y que tendrá acciones como la instalación de carriles reversibles y adicionales, señalización dinámica, paralización de obras, restricción de circulación de camiones o información continua sobre incidencias. Para vigilar cuentan con nada menos que 1.324 radares (764 fijos, 548 móviles y 12 helicópteros Pegasus), 216 cámaras de control de teléfono móvil, 11 drones y 15 furgonetas camufladas.

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta