Artboard

Rolls-Royce Ghost 2021

Mario Nogales 03/09/2020

A pesar de ser uno de los fabricantes más tradicionales y puristas que podamos encontrar, Rolls-Royce también se ha visto obligado a evolucionar. Lo vimos con el Phantom y su nueva plataforma, que al tiempo también daría vida al que ha sido su primer SUV: el Cullinan. Ahora le tocaba el turno de renovarse al Rolls-Royce Ghost 2021, una berlina de lujo que se coloca un paso por debajo del Phantom en cuanto a tamaño y ostentosidad.

Asentado también sobre la plataforma «Luxury Arquitecture», el nuevo modelo crece ligeramente en dimensiones. Se queda en 5.546 mm de largo (89 mm más) y 1.978 mm de ancho (30 mm más); mientras que mantiene su altura de 1.550 mm y la batalla de 3.295 mm. Al mismo tiempo, la arquitectura de aluminio hace que su peso se reduzca. Y eso que cada vehículo emplea más de 100 kg de material aislante para ofrecer un confort a bordo sobresaliente.

En términos de diseño hay que decir que se trata de una evolución continuista, algo que podíamos esperar en una marca de corte clásico y conservador. Sin embargo, hay que destacar una serie de detalles como la nueva parrilla, que cuenta con una tira de 20 LED en la parte inferior para quedar iluminada. Si hablamos de iluminación, también hay que mencionar los faros delanteros con tecnología láser o los nuevos pilotos traseros con una forma más estilizada.

En el interior la actualización es bastante más notable y se percibe una atmósfera más tecnológica y sofisticada. Ayuda esa laboriosa iluminación ambiental, que puede incluir el famoso cielo estrellado con más de 800 puntos de luz, que también se reparten por el salpicadero. Hay una pantalla táctil para el infoentretenimiento y una instrumentación totalmente digital (ambas de 12,3 pulgadas); además de todo tipo de concesiones al lujo que iremos mencionando más adelante.

Rolls-Royce Ghost 2021. Motor

Como viene siendo tradición en Rolls-Royce, este Ghost utilizará el motor V12 biturbo de 6.75 litros, uno de los pocos con esta configuración que hay actualmente en el mercado. Desarrolla nada menos que 571 CV y 850 Nm de par que están disponibles desde las 1.600 rpm. Va ligado a una transmisión automática ZF de ocho velocidades muy avanzado (cambia teniendo en cuenta datos como el GPS y si se avecinan curvas) y a un sistema de tracción total. Además cuenta con un eje trasero direccional.

Aunque probablemente lo que más afecte al comportamiento sea la excepcional suspensión neumática «Magic Carpet Ride». Este elemento utiliza cámaras para «leer» la carretera e ir adaptándose en función del terreno. De esta forma se reduce el impacto en el interior, manteniendo el coche plano y como si fuera una alfombra mágica. El sistema también gestiona la tracción, la dirección a las cuatro ruedas, el la estabilidad o la frenada.

Rolls-Royce Ghost 2021. Equipamiento

El nivel de lujo que tiene Rolls-Royce está a la altura de muy pocos, de eso no hay duda. En el Ghost se manifiesta a través de un montón de detalles característicos como podría ser la apertura eléctrica de las puertas o el paraguas escondido en su interior. No podía faltar un avanzado sistema de sonido Starlight Headliner de 1.300 W, Head-Up Display o un punto de acceso Wi-Fi.

Las ayudas a la conducción son ejemplares, pues se ofrecen sistemas avanzados como un asistente de visión que detecta peatones y animales tanto de día como de noche, un sistema de cuatro cámaras para crear una vista panorámica, control de crucero inteligente, advertencia de colisión, aviso de tráfico trasero cruzado, advertencia de cambio involuntario de carril y aparcamiento automático.

Galería de fotos:

Ver galeria (15 fotos)