Nick Brocha y su compañero Ernie Vigil montan un par de Triumph Speed modificadas por Roaring Toyz con un único propósito: ir hacia los lados. Aseguran que llevaban un año buscando un “patio de recreo” idóneo para rodar un vídeo donde mostrar su pericia a lomos de estas motos.  Sus pesquisas les llevaron a las colinas del Condado de Llanos, en Estados Unidos. Bajo tráfico, un asfalto perfecto y carreteras llenas de curvas interminables: el lugar perfecto para ponerse a gastar neumáticos traseros durante semanas.

¿Le falta algo para hacer un gran vídeo? Claro, un coche capaz de seguir a estas motos. El elegido fue Dan Brockett, que además de parecer un auténtico policía, es  “el único hombre con las agallas suficientes para no perder a esos dos de vista”, aseguran en su web. Por supuesto, para ello necesitaba un buen coche. Y eligieron uno bueno: un Ford Mustang Cobra con 550 CV.

Por cierto, la que acabas de ver es la segunda parte de sus batallas de derrapes entre coches y motos. Si te ha gustado, esta es la primera, en la que se enfrentaron una Kawasaki ZX-10 y un Corvette RX-7:

Vía: IconMotoSports

2 COMENTARIOS

  1. Hola.
    Siento contradecirte, pero el protagonista del segundo vídeo no es un Corvette, sino un Mazda RX7, concretamente un JM1FD (FD3S en Japón), de especificación americana y de la serie 7 (1996-1998) con 265cv. Es físicamente imposible que un corvette con sus arcaica amortiguación y sobrepeso delante, sea tan ágil como el del vídeo, por mucha preparación que tenga e independientemente de la pericia del conductor.
    Aparte la cura de adelgazamiento, neumáticos y preparación del motor (de oido te la aseguro, y asoma por la toma de aire delanterar un intercooler cuanto menos diferente al original) hacen que el coche sea más agresivo en el comienzo de los derrapajes y pueda mantenerlos y encadenarlos como lo hace.

    Hay series 6 y 7 por EEUU con preparaciones de más de 700cv dando guerra por los circuitos de drift y de más de 1000cv en pistas de drag desde hace más de 15 años, y siguen demostrando que los 13B son los rotativos más duros y fiables jamás salidos de Fuchu, a pesar de los exigente dos turbos en cascada y el mal uso que se les suele dar.

    Otro tema son los problemas de refrigeración, bajo par por debajo de 5000rpm y consumo, que no son discutibles. Pero la diversión tiene un precio, y no es barata.

    Un saludo y disculpa el monólogo, pero como ves soy un apasionado de los nipones en general.

  2. Disculpa, craso error el mío. Eso me pasa por dármelas de entendido. No es un serie 7, es un serie 6 del 93-95 con un kit de carrocería C-West y un motor de un ZR1. Ver para creer. Definitivamente el piloto es más habilidoso de lo que pensaba.
    Salu2

Deja una respuesta