Uno de los mayores problemas que presentan los coches eléctricos es la diferencia entre la autonomía declarada y la autonomía real. Esa brecha parece que se reducirá considerablemente con la entrada del ciclo de homologación WLTP, pero todavía dependerá de muchos factores externos (tráfico, tipo de conducción, etc…). Ahora el Jaguar I-Pace ha querido someterse a una prueba en condiciones reales que pueda convencer a sus potenciales compradores.

El reto era llegar desde Londres a Bruselas con una sola carga de su batería. De esta forma salía desde el South Bank de la capital británica con la batería de 90 kWh cargada por completo. Aunque el Eurotúnel debe ser cruzado por los coches a bordo de un tren, el nuevo SUV eléctrico pudo surcar sus 50 kilómetros por sus propios medios. A continuación tuvo que atravesar Francia para cruzar la frontera con Bélgica y llegar a su capital: Bruselas.

En total se recorrieron 369 kilómetros en este viaje, aunque también hay que decir que se llegó al destino con un 8 % de batería que le habría permitido recorrer unos kilómetros de más. Con esto quieren demostrar que su eléctrico de 400 CV y 696 Nm de par también puede cubrir largas distancias con ciertas garantías. Y en el caso de haber necesitado una recarga, en una toma rápida de 100 kW podría haber recuperado un 80 % en apenas 40 minutos (unos 100 kilómetros en 15 minutos).

El sistema de navegación va indicando en todo momento la autonomía restante (teniendo en cuenta topografía y estilo de conducción) y mostrando los puntos de carga disponibles en la ruta. Es cuestionable que el Jaguar I-Pace vaya a lograr recorrer los 470 kilómetros que homologa con una sola carga, pero la cifra no está mal. Tras ver el vídeo nos quedamos con las ganas de probarlo y comprobar por nosotros mismos la autonomía de este SUV eléctrico.

Fuente: Jaguar

Galería de fotos:

Ver galeria (22 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta