Si eres muy fan del motor puedes coleccionar miniaturas de coches (creemos que nadie supera a este), fotos o, si uno dispone de dinero y espacio suficiente, tener un garaje repleto de coches clásicos únicos. Pero hay gente que se empeña en tener recuerdos únicos e irrepetibles. Y quizás a esta persona no lo supera nadie

Tener un Shelby Cobra debe ser algo realmente especial. Es uno de los deportivos más deseados, pero claro, cuando uno lo guarda en el garaje puede echarlo de menos si se sube al salón. ¿Lo mejor? Dejar las marcas de sus neumáticos traseros sobre el parqué.

¿Se ha separado y la casa se la queda su ex-mujer? Lo decimos porque no tiene mucho sentido destrozar el suelo de esta forma. Quizás quería dejar constancia de su habilidad al volante, pues hace varios “donuts” alrededor de una columna, dentro de una habitación no demasiado grande. Ya puestos, podría haber intentado batir el récord de mundo de drifting o ponerse a derrapar sobre un rascacielos… aunque eso igual le parecía más arriesgado.

Lo mejor es que veas el vídeo y juzgues por ti mismo si lo harías o no:

Vía: Autoguide

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta