Si los coches híbridos enchufables y los vehículos eléctricos no terminan de despegar es debido a que su autonomía es todavía reducida, lo que limita su uso y, en el caso de los primeros, los ahorros de combustibles fósiles no. Pero no lo dudes: la electrificación es un hecho imparable en el mundo de la automoción. Un motor de combustión interna es altamente ineficiente y poco a poco se incorporarán soluciones eléctricas en todos los vehículos.

El último ejemplo nos llega de manos de Audi, que acaba de presentar el sistema eRot, un sistema de suspensión que pretende aprovechar la energía de los amortiguadores cuando estos funcionan. Y ojo, no es ninguna tontería ya que se prometen reducciones de hasta un litro cada 100 km generando electricidad con la amortiguación.

audi erot suspensiones 01

En el sistema Audi eROT los ingenieros de la firma de Inglostadt han reemplazado los amortiguadores telescópicos convencionales por motores eléctricos dispuestos horizontalmente y así aprovechar la energía que estos generan con su funcionamiento. “Cada irregularidad, cada bache, cada curva induce energía cinética en el coche. Los amortiguadores actuales absorben esa energía, que se pierde en forma de calor”, explica Stefan Knirsch, director de Desarrollo Técnico en Audi.

“Con el nuevo amortiguador electromecánico junto al sistema eléctrico de 48 voltios, damos un uso a dicha energía” implementando un esquema de engranajes unido al “brazo” de la suspensión que convierta el movimiento de rebote o compresión de la rueda en un giro. Lo mejor, que apenas suponen un extra de peso o de espacio.

El nuevo sistema de suspensión de la firma germana se basa en un subsistema eléctrico de 48 voltios (que ya emplean modelos como el Audi SQ7 2016 o el Bentley Bentayga 2016), un convertidor de corriente continua conecta este dispositivo al sistema eléctrico principal de 12 voltios, que proporciona energía extra para propulsar el vehículo.

audi erot suspensiones 04

La tecnología ya está lista para llegar a producción, pero por ahora el fabricante no ha  comentado cuándo esta suspensión eRot se una a un sistema de 48 voltios servirá como sistema eléctrico primario en un nuevo modelo, pero sí calcula que podía ahorrar hasta 0,7 litros por cada 100 kilómetros.

Viendo el funcionamiento del sistema, debería ser un SUV el primero en equiparlo, un coche más apto para circular por firmes rotos, donde se aprovecha más la tecnología. Y es que La capacidad de recuperación es, en promedio, de entre 100 y 150 vatios en los ensayos realizados en carreteras alemanas, pero oscila desde tres vatios en autopistas bien pavimentadas, hasta los 613 vatios en una carretera secundaria bacheada, lo que correspondería a un ahorro de CO2 de hasta tres gramos por kilómetro.

Fuente: Audi
Galería de fotos:

Ver galeria (4 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta