Artboard
Inicio>Marcas>Abarth>500C 2010
Abarth 500C 2010 Luis Ramos Penabad 18/06/2010

Junto al Abarth Punto Evo, recién lanzado en Italia, el Grupo Fiat muestra su compromiso con la histórica marca poniendo a la venta el Abarth 500C 2010, un coche que combina en un mismo conducción deportiva con una capota de lona practicable, que se puede escoger en negro o gris titanio, y una luneta de cristal. El dinámico spoiler alargado recuerda, a su vez, que el Abarth 500C es un auténtico deportivo con clase.

En él podrán viajar cuatro personas. Su carrocería es de tres puertas y tiene unas medidas de 3.657 mm de largo, 1.627 mm de ancho y 1.485 mm de alto. No hay muchos modelos como el 500C, el MINI Cabrio Cooper es uno de los pocos. Cuesta 21.400 euros, 2.600 € más que la versión berlina, con un equipamiento más generoso.

El Abarth 500C ofrece sensaciones de auténtico deportivo: con la capota cerrada garantiza prestaciones casi como la versión de techo rígido. Pero si la capota se abre, el abanico de sensaciones y sugerencias se amplía, con el disfrute sensorial del aire y el acústico del auténtico sonido del silenciador con doble terminal del escape.

Abarth 500C 2010. Motor

El nuevo vehículo es, ante todo, un auténtico Abarth y así lo demuestra el propulsor 1.4 Turbo T-Jet con 140 CV de potencia. Se trata de  un 4 cilindros 16 válvulas de 1.368 cm3, sobrealimentado con turbocompresor, que aporta prestaciones extraordinarias, con una velocidad máxima de 205 km/h y una aceleración de 0 a 100 km/h en apenas 8,1 segundos.

Todo ello se alcanza también gracias a la función overboost, que se activa mediante el botón Sport, interviniendo en la gestión de la centralita, en la presión del turbo y en la carga al volante. Y con consumos contenidos: 6,5 l/100 km en el ciclo mixto (cumple normativa Euro 5).

En 1949 Carlo Abarth inició la comercialización de su primer producto oficial: un cambio de competición con mando al volante para el Fiat Topolino, capaz de ofrecer un cambio rápido en conducción deportiva. Ahora, el cambio Abarth Competizione se ofrece de serie en el Abarth 500C. Se trata de un cambio de 5 marchas con actuación electro-hidráulica y levas en el volante, según un esquema que destaca las características de economía y eficacia en condiciones de conducción deportiva. Tiene dos modos de conducción (ambos modos pueden ser usados con el reglaje Sport, con notables efectos en la velocidad de cambio de marchas):

  • Auto: adecuado para un estilo de conducción donde prevalece el confort
  • Manual: para un estilo de conducción deportiva.

Abarth 500C 2010. Equipamiento

El Abarth 500C ofrece los mismos estándares de seguridad de su homólogo de carrocería cerrada, haciendo de él uno de los vehículos más seguros de su segmento. Incorpora 7 airbags de serie (dos airbags frontales bifásicos, dos airbags de ventana, dos airbags laterales y el airbag de rodilla del conductor): un auténtico record para esta categoría.

Además de los ya habituales ABS con EBD (Distribución Electrónica de la fuerza de Frenado), ESP (Control de Estabilidad) con ASR (Regulación Anti Deslizamiento), HBA (Asistencia Hidráulica de Frenado) y Hill Holder, el nuevo Abarth 500C además viene equipado con el sistema TTC (Control de Transferencia de Par) de serie. En julio llegará a España.

Fuente: FIAT
Galería de fotos:

Ver galeria (14 fotos)

Pruebas

El nuevo Abarth 500 C se basa en la versión descapotable del Fiat 500. Pero esta preparación, además de sobresaltar al corazón por su acertada imagen, te lo acelera con sus prestaciones deportivas. 140 CV y un cambio pilotado de competición tienen la culpa. Descúbrelo.
Si quieres saber más pincha aquí >
Lo mejor Lo mejorable
Nuestra nota:

Cronología

X