Renault es uno de los tres pilares fundamentales de la industria automovilística en Francia, junto a Citroën y Peugeot. Estos últimos años se ha hecho notar gracias a sus éxitos en la Fórmula 1, claro exponente de innovación tecnológica en el mundo del motor y de los coches. Los resultados se han hecho notorios en forma de mayores ventas. La repercusión mundial y la publicidad que aportan las victorias en dicha competición no tiene precio, y Renault ha sabido sacar partido de esta circunstancia. Esta es la historia de Renault.

Historia del logo

Renault logo

El emblema original de Renault data de 1900, y en él figuran las iniciales de los tres hermanos: Louis, Ferdinand y Marcel. En 1906 el logo cambia por el frontal de un coche encerrado en un engranaje. Durante la Primera Guerra Mundial, Renault produce un tanque para las tropas aliadas llamado FT17, que se hizo tan popular que finalizada la guerra cambiaron el logotipo por el de un tanque. La fa forma de diamante se introdujo en 1925 y ha perdurado hasta nuestros días. El diseñador del logo actual es obra de Victor Vesarely, en 1972, que, después de alguna que otra modificación, perdura hasta hoy.

Historia de la marca

1898-1919

Louis Renault en 1918

La fundación de la compañía tiene lugar en 1898, y corre a cargo de Louis Renault. En 1905, con un pedido inicial de 250 taxis, las fábricas de la marca adoptan la producción en serie. Varios años después, en 1913, para aumentar la productividad y garantizar la diversificación de la producción, Louis Renault introduce el taylorismo (división de las distintas tareas del proceso de producción) en sus fábricas, novedad en Francia. Con el inicio de la Primera Guerra Mundial, la empresa fabrica camiones, camillas, ambulancias, obuses e incluso carros FT17 que contribuirán de forma decisiva a la victoria final. En 1919, Louis Renault es el primer industrial privado de Francia.
1920-1929

En el periodo de entreguerras la empresa se mantuvo a flote diversificando la producción. Además de automóviles, producía camiones, maquinaria agrícola e industrial, y motores de aviación. La fábrica de Billancourt, que había crecido hasta las 67 hectáreas (invadiendo terrenos en Boulogne-Billancourt, y la Isla Séguin en su integridad) llegó a contar 30.000 empleados antes de la crisis del 29.

1930-1939

Las revueltas obreras de 1936 afectaron mucho a Renault. Aparte de un aumento salarial, se llegó al reconocimiento de las organizaciones sindicales, el derecho a las vacaciones pagadas, la firma de un convenio colectivo y la reducción de la jornada laboral como forma de luchar contra el desempleo.

Renault 5

1940-1949
Durante la Segunda Guerra Mundial, las factorías de Renault produjeron material para el ejército nazi alemán, por lo que, posteriormente, Louis fue detenido tras la liberación de Francia en 1944 y murió en prisión antes de haber preparado su defensa. Toda la empresa pasó a ser propiedad del gobierno francés por lo que Renault se convirtió en una empresa pública denominada Régie Nationale des Usines Renault.

1950-1979
En 1955 Pierre Dreyfus se convierte en el director de la compañía. La planificación y la exportación son los dos ejes de desarrollo de Renault. La cuota de ventas fuera de las fronteras francesas se eleva a un 55 % en 1975.

1980-1989
El crecimiento prosigue a un ritmo rápido hasta principios de los años 80. La renovación de la gama se acelera y la marca se impone en el ámbito de la competición deportiva y debuta en la Fórmula 1. Sin embargo, la política de expansión, el gran número de efectivos y los costes demasiado elevados lleva a la empresa a sufrir grandes déficits. A Renault no le queda más remedio que emprender una política drástica de reducción de los costes. La empresa vuelve a centrar su actividad y dedica todos sus esfuerzos en la renovación de la gama.

1990-1999
El contexto económico internacional lleva a los constructores de automóviles a reagruparse. Renault piensa en una fusión con Volvo, proyecto que se abandonaría finalmente en 1993. El gran cambio se inicia en 1994 y culmina con la privatización de la empresa en julio de 1996. Unos años después, Renault entra en el capital de Nissan, en 1999.

Actualidad

Renault Megane RS

  • En los albores del siglo XXI la Alianza Renault-Nissan se consolida. La participación de Renault en el capital de Nissan asciende al 44% en 2002 y las sinergias se desarrollan sin cesar. Con la Alianza y las recompras de Samsung Motors y de Dacia, Renault acelera su internacionalización y da un fuerte estímulo a su estrategia de crecimiento rentable. Objetivos: construir con Nissan un gran grupo binacional con vocación mundial y vender 4 millones de vehículos en el horizonte del año 2010 bajo las marcas Renault, Dacia y Renault Samsung.
  • En estos momentos los modelos que se comercializan de la marca son (sin incluir sus variantes): Clio, Espace, Fluence, Kangoo, Koleos, Laguna, Mégane, Modus, Scénic y Twingo.

Competición

  • La competición ha sido siempre una efectiva herramienta de márketing para los fabricantes. A finales de los años 70 y comienzos de los 80 Renault empezó a adentrarse en ella. Para ello creó una división especializada llamada Renault Sport. Entre sus logros están las victorias en las 24 horas de Le Mans, los rallyes y la Fórmula 1.

Renault Clio Williams

  • Sus hitos más importantes competen a la Fórmula 1. En 2001 se hizo con el control de Benetton. Los resultados no se harían esperar. Fernando Alonso ganó la primera carrera para la marca en el Gran Premio de Hungría de 2003, en 2004 la escudería concluyó tercera en el Mundial de Constructores, y en 2005 y en 2006 hizo doblete, ganando tanto el Mundial de Constructores como el Mundial de Pilotos (ambos para Fernando Alonso).
  • En el año 2012, Renault completó la transformación de su equipo de Fórmula 1 a Lotus F1 Team. Renault quedó relegada a proveer los motores hasta el año 2016, cuando volvió a contar con equipo propio. Para ello volvió a comprar a Lotus, completando un viaje de ida y vuelta.

1 COMENTARIO

Deja una respuesta