¡Lo más viral!

Estos dos jóvenes holandeses están construyendo una motocicleta de madera con sus propias manos y para ello utilizan un combustible marino muy especial.