¿Alguna vez has imaginado aparcar dentro de tu propia casa? No eres el único, e incluso ya hay algún que otro afortunado que ha hecho del sueño realidad y aparca hasta en su salón. Ahora una nueva idea se está haciendo muy popular gracias a Nicole Kidman. La actriz australiana ha instalado en su vivienda de la gran manzana neoyorquina un sistema que le permite subir el coche hasta su propia casa y dejarlo en la terraza.

Una empresa alemana ha diseñado este sistema que se coloca en el edificio para que sus propietarios pueden subir el automóvil hasta la puerta de su casa y aparcarlo en un pequeño jardín al aire libre. Para que esto sea posible, el sistema de ascensores está equipado con una serie de sensores que identifican el vehículo y el piso de su propietario. Del mismo modo, el sistema puede programarse para que los elevadores estén disponibles en un piso determinado a una hora deseada.

Así funciona el sistema Car Loft

La empresa encargada de su instalación trabaja en proyectos relacionados en las ciudades de Frankfurt, Colonia, Duseldorf, Viena, Múnich, Hambugo y Berlín, con unos planes de expansión que no paran de crecer.

La idea es ya un éxito en Estados Unidos, donde son varias las corporaciones que desde hace meses se dedican a su instalación es las viviendas más lujosas de Nueva York, Miami o Los Ángeles. El precio es por tanto su mayor inconveniente. Además, mientras que al otro lado del charco, la intimiad es un elemento prioritario en el diseño, en el viejo continente prima la ostentación de ubicar el automóvil en un espacio abierto a la vista de los viandantes.

Vía: Car Loft

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta