Logo de Noticias Coches
fabrica KIA Zilina
Luis Blázquez

La escasez de microchips puede costarle a la industria automotriz casi 200.000 millones de euros en 2021

La escasez de semiconductores sigue afectando a la industria automotriz y, según la consultora AlixPartners, podría costarle a la susodicha no menos de 210.000 millones de dólares este año, o lo que es lo mismo, casi 180.000 millones de euros. Esto es así porque el coste ante la falta de semiconductores se ha disparado en más del 90 %, y parece que el problema no disminuye su envergadura.

AlixPartners había hecho previamente un pronóstico en mayo de que la escasez podría costar unos 110.000 millones de dólares (95.000 millones de euros, aprox.) y llevar a la producción de 3,9 millones de vehículos menos. Además de aumentar su estimación del impacto financiero de la escasez, la consultora neoyorquina ahora manifiesta que se podría perder la producción de hasta 7,7 millones de vehículos. Ahora se necesita un récord de 21 semanas para completar los pedidos de chips, y es una situación que podría durar años.

“Por supuesto, todo el mundo esperaba que la crisis de los chips hubiera disminuido más a estas alturas, pero eventos desafortunados como los cierres de Covid-19 en Malasia y los problemas continuos en otros lugares han exacerbado las cosas”, ha mencionado Mark Wakefield a Auto News, el codirector global de la práctica automotriz e industrial en AlixPartners. Por su parte, el gerente la compañía, Dan Hearsch, agregó que, a grandes rasgos, no quedan “amortiguadores” en la industria, lo que impacta aún más la escasez de chips.

“Prácticamente cualquier escasez o interrupción de la producción en cualquier parte del mundo afecta a las empresas de todo el mundo, y los impactos ahora se amplifican debido a todas las demás escaseces”, dijo Hearsch. A pesar de los esfuerzos en curso para apuntalar la cadena de suministro, la disponibilidad de semiconductores ha empeorado a medida que los fabricantes agotan las existencias y otras industrias no tienen sobrante. “Las ventas no se habían resentido porque había suficiente inventario del que sacar. Ya no es así”.

La mayoría de los principales fabricantes de automóviles continúan lidiando con la escasez y de manera rutinaria anuncian paradas de producción en plantas de todo el mundo o extensiones de las pausas de producción en curso. Durante el Salón del Automóvil de Múnich, Ola Kallenius, el director ejecutivo de Daimler (matriz de Mercedes-Benz), declaró que la industria automotriz podría seguir encontrando escasez de semiconductores incluso en 2023. La gente se adaptará al hecho de que esto llevará mucho más tiempo de lo que pensamos.

Fuente: Automotive News

  • Industria