Las mejoras en la seguridad vial en los últimos años han sido considerables. Matices opinables aparte, durante la última década, el trabajo de la Dirección General de Tráfico para reducir la siniestralidad en las carreteras ha sido constante y a juzgar por los resultados, en la correcta dirección.

Muchos apuntan a la entrada en vigor del carné por puntos como motivo de inflexión en una tendencia que había convertido el país en un gigantesco punto negro vial en Europa.

Aunque sin relajarnos, los conductores podemos estar satisfechos de los avances realizados y es que en el período comprendido entre 2001 a 2010, España es el cuarto país miembro de la Unión Europea que más ha reducido las muertes en la carretera y uno de los ocho que han conseguido rebajar el número de fallecidos en más de un cincuenta por ciento.

La información ha sido publicada por la DGT y es fruto de un análisis llevado a cabo por el Consejo Europeo para la Seguridad en las Carreteras, ETCS en sus siglas en inglés.

Tras Letonia y Estonia con un 61% y Lituania con un 58%, aparece España con un 55%, seguida de Luxemburgo con un 54%, Francia, 51%, y Suecia y Estonia, ambos con un 50%. Por otro lado, naciones como Portugal, Irlanda, Alemania, Reino Unido, Italia, Eslovaquia y Bélgica, aunque por debajo de la barrera del 50%, se establecen por encima de la media europea en reducción de la siniestralidad, situada en un 43%.

Vía: Asturi.es

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta