Las preocupaciones personales, el estrés, o el uso del móvil, son algunos de los motivos que provocan más distracciones al volante y aumentan la probabilidad de sufrir un accidente de tráfico. BP, Castrol y el RACE han lanzado una campaña llamada #alvolanteZENtrate que tiene el objetivo de reducir las distracciones mientras conducimos.

Cada vez hay más causas externas que ponen en peligro la conducción. Además del uso del teléfono, la radio, o el tabaco, una de las principales causas de la falta de atención es el estado emocional y las preocupaciones personales.

Un estudio realizado por BP, CASTROL y el RACE a 1.016 conductores españoles, ha concluido que un 40% de los conductores no se olvidan de sus preocupaciones mientras se encuentran al volante, sobre todo en un trayecto habitual, donde la cifra se eleva hasta el 80%.

La encuesta recoge que conducimos con un alto nivel de distracción mental y hasta un 75% han afirmado que en alguna ocasión ha incluso cogido una ruta de manera automática o llegado a un sitio que no era su destino.

Al volante, nuestra única preocupación debería ser el tráfico y la seguridad de la conducción ya que encontrarnos en un estado de alteración o tristeza, implica un factor de riesgo muy importante. Un 54% de los conductores españoles cogen su vehículo aunque estén emocionalmente alterados (estrés, enfado, alegría, euforia).

Los elementos que los conductores reconocen que más pueden distraerles son los internos (pensamientos, preocupaciones…) con el 47%, seguido de los factores externos (móvil, radio, etc.) con el 25%.

PENSAMIENTOS AL CONDUCIR

Trabajo 57%
Asuntos familiares 54%
Problemas económicos 35%
Pareja 33%
Salud 27%

 

Entre los consejos que pretende promover con esta campaña, destaca el ir al volante siempre relajados, mantener la atención en la carretera, planificar mentalmente la ruta o conducir en marchas largas para reducir el estrés.

Fuente: RACE
Vía: Newspress

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta