En el Salón de Detroit de 2005 era presentado el Ford Shelby GR-1, un prototipo que se inspiraba claramente y rendía homenaje en el mítico Shelby Cobra Daytona de la década de los 60. En ese momento levantó mucha expectación, pero fue uno de esos proyectos que terminaría cayendo en el olvido, pues no pasó de esa fase conceptual. Pero eso podría cambiar ahora en 2019, casi 15 años después, ya que alguien se ha propuesto firmemente llevarlo a producción.

Se trata de Superformance, una empresa americana que se dedica a la preparación de vehículos. En su portfolio también se han podido ver creaciones únicas, como algunas réplicas fidedignas de modelos como el Ford GT40 o el Shelby Cobra. Ahora se adentra en otro proyecto interesante al haber adquirido los derechos de producción del prototipo Ford Shelby GR-1. Al parecer la negociación se ha ido desarrollando durante los últimos seis años.

En palabras de Lance Stander, director ejecutivo de Superformance, “teníamos que conseguir la licencia del fabricante original, y tenía que tener la máxima credibilidad. Así que seguí avanzando y los astros se alinearon, las personas indicadas de Ford tuvieron la oportunidad de escucharlo. Un par de personas del departamento de diseño de Ford en Europa querían realmente que sucediera… y lo siguiente que supe es que el departamento de patentes de Ford me estaba contactando”.

De esta forma comienza el desarrollo del Ford Shelby GR-1, que todavía no sabemos si mantendrá esa denominación o si Superformance lo bautizará con otro nombre. Tampoco hay demasiados detalles del proyecto, aunque parece que habrá 200 unidades con la carrocería de aluminio y varios cientos más con carrocería de fibra de carbono. También se habla de que habrá versiones con motores de combustión, pero también una variante totalmente eléctrica.

Fuente: Superformance

Galería de fotos:

Ver galeria (10 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta