El Jaguar E-Type está considerado por muchos uno de los coches más bellos del siglo pasado. Incluso personalidades de la competencia como Enzo Ferrari se rindieron ante su elegante y deportivo diseño. Un clásico de esos que nunca mueren y más teniendo en cuenta acciones como el programa Reborn que fue anunciado hace poco por la marca. Pero el departamento Jaguar Land Rover Classic está dispuesta a hacer más cosas además de preservas sus modelos antiguos.

También quiere codearse con el presente con la creación de algún modelo singular como éste que nos presentan. El Jaguar E-Type Zero es una reinterpretación muy insólita, un prototipo de los que no estamos acostumbrados a ver. ¿Un impoluto vehículo clásico de los años 60 con un motor eléctrico? Podría sonar a broma, pero es exactamente lo que han hecho los británicos, una pista de lo que podría llegar a verse en el futuro.

Este E-Type conceptual ha tomado como base a uno original. Concretamente tomaron un Jaguar E-Type Roadster Serie 1.5 de 1968 y lo restauraron para que quedara como nuevo. Los únicos cambios son los faros LED, la instrumentación y un salpicaderos con pantallas digitales, aunque estos elementos también se inspiran en el original. Eso a parte del motor eléctrico de 300 CV (220 kW) que sustituye al seis cilindros que antes había bajo su capó.

Se trata de una mecánica desarrollada especialmente para el E-Type Zero, con unas dimensiones muy similares a las que tenía el bloque original, aunque con un peso 46 kg más ligero. Por lo tanto se convierte en el E-Type más rápido, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 5,5 segundos. Viene junto a un paquete de baterías de iones de litio de 40 kWh que le permiten tener una autonomía eléctrica de 270 kilómetros. La distribución de pesos se mantiene, al igual que los frenos y suspensión originales.

Fuente – Jaguar

Galería de fotos:

Ver galeria (12 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta