Logo de Noticias Coches
Jaguar XK by Thornley Kelham – 11
Mario Nogales

Jaguar XK European by Thornley Kelham: recuperando una joya

Thornley Kelham es un especialista en restauraciones de origen británico que está buscando ganar popularidad a través de una nueva línea de negocio. Quieren «reinventar» algunas leyendas del sector y empezaron con el Lancia Aurelia Outlaw. Tras el éxito de ese ejemplar, ahora le toca el turno al Jaguar XK European by Thornley Kelham. Tomando como base a un XK original abandonado han realizado una restauración ejemplar dando prioridad al diseño, a los detalles y a la calidad.

Si comenzamos por el cuerpo, se ha recurrido a Paul Howse, diseñador del McLaren P1, para hacer un poco de magia. Técnicamente se trata de un «restomod», una restauración que introduce toques modernos. Aunque se inspira en el original, se ha hecho una nueva carrocería más ligera y con detalles diferentes, con una línea de techo más baja y arcos de mayor tamaño. Se mantiene esa forma de lágrima tan llamativa, con otras claves de diseño como un pliegue sutil en el capó o la eliminación de los biseles cromados de los faros traseros.

En el interior del Jaguar XK European by Thornley Kelham hay una revolución total, pues se rediseña prácticamente todo. Ahora hay un tablero de aluminio del color de la carrocería y se ha modificado la posición de los asientos para que sea más confortable conducirlo. Además, se suman las ventanillas eléctricas, indicadores electrónicos y una discreta jaula antivuelco. Opcionalmente se podrían montar otras mejoras como el aire acondicionado, la dirección asistida o la conectividad Bluetooth.

La mecánica de este Jaguar XK European by Thornley Kelham también ha sido mejorada. Se mantiene el bloque original de seis cilindros en línea y 3.8 litros, pero equipa inyección directa, un árbol de levas a medida y cilindros reacondicionados para ser capaz de duplicar su potencia. Este ejemplar pasaría de los 160-220 CV hasta los 300-340 CV según las especificaciones. Eso también ha hecho que se mejoren su refrigeración, la suspensión con amortiguadores Bilstein y resortes Eibach o los discos de freno de cuatro pistones.

En total se han invertido más de 5.000 horas en su proceso de restauración, desde que se cogió un XK abandonado hasta completar este Jaguar XK European. Como dato curioso, solo la pintura se ha llevado 800 horas. La primera unidad es la que aparece en las fotos, pero se harán algunos más bajo pedido. Aunque siempre manteniendo la exclusividad, pues su precio parte de 550.000 libras (unos 663.635 euros al cambio) sin contar con el coche donante.

Galería de fotos:

  • coches clásicos
  • Jaguar
  • Jaguar XK