Logo de Noticias Coches
Kia Picanto GT-Line prueba – 47.5
Prueba
Luis Ramos Penabad

Kia Picanto, a prueba: ¿es suficiente la variante de acceso?

El nuevo Picanto 2021 puso al día a la tercera generación de modelo más pequeño de la marca, lanzada en 2017. Es un modelo de éxito, pues este mismo mes la firma coreana se hacía eco de que había logrado llegar a las 900.000 unidades vendidas en Europa. Nada mal para un coche pequeño.

Ese éxito es extrapolable a nuestro país. En España el Picanto fue el líder en su segmento del mercado particular en 2020. Cierto que no podemos hablar de una cifra importante (fue el año en que el Covid-19  golpeó más duro), pero desde que se lanzó allá por 2004 ya se han vendido 90.000 unidades.

¿Qué hace al Picanto tan popular? Y, sobre todo, ¿en qué mejora este modelo al anterior, que tan bien se estaba vendiendo? Hemos pasado una semana con el coche para intentar responder a esas dos preguntas.

Exterior

Las dimensiones del coche son muy reducidas, pues apenas mide 3.595 mm de longitud, de los que 2.400 corresponden a la distancia entre ejes. No es muy ancho tampoco, pues se queda en 1.595 mm, por 1.485 mm. Ideal para encontrar aparcamiento en lugares con poca oferta.

El diseño es similar al del coche que sustituyó, pero hay cambios notables, sobre todo en esta versión GT- Line que tenemos entre manos. De ese modo, cambiando pocas cosas, se consigue una apariencia renovada y más distintiva.

En el frontal nos encontramos con ópticas rediseñadas y luces diurnas LED integradas en los faros principales. Los GT-Line tienen el paragolpes en color de la carrocería, conreflejos negros brillantes y faros antiniebla remozados.

En el lateral no varía su silueta (se vende exclusivamente con carrocería de cinco puertas) y los cambios más notables están en los nuevos diseños de llantas de aluminio. Las de nuestra unidad eran de 15 pulgadas, con neumáticos de 185/55. Puedes elegir entre 10 colores de carrocería.

Si echas un vistazo a la zaga verás pilotos traseros LED de nuevo diseño y una luz antiniebla más fina. El GT-Line tiene también diferentes paragolpes y embellecedores en el escape. Pocas novedades en general, pero un mejor aspecto en definitiva.

Interior

Sin haber realizado demasiados cambios, llama la atención que también el habitáculo de Picanto luce bastante renovado. Desde luego, en el acabado GT-Line los acabados son muy buenos para un coche de su precio. Me gustaron los materiales (sin ser lujosos) y también la calidad de los ajustes entre precios.

Esta versión, más que por imagen, me parece interesante por los asientos que equipa. Son cómodos y el tapizado, sin ser piel, la imita bastante bien y es fácil de limpiar.

Hace juego con el volante multifunción achatado en su base, el pomo de la palanca de cambio o los guarnecidos de las puertas, todos con costuras rojas. Los pedales de aluminio y goma son otro detalle que intenta dar deportividad.

La instrumentación se ve bien a través del volante. Es clásica, con dos relojes analógicos flanqueando una pantalla de 4,2 pulgadas que sirve como ordenador de a bordo. Una de las grandes novedades de esta puesta al día es el sistema de navegación de 8.0 pulgadas que nuestra unidad no tenía (es opcional). En su lugar, una pantalla monocromo con abundantes mandos físicos y dos ruletas, muy sencilla de usar.

Un aspecto en el que destaca el coche es en el generoso número de huecos portaobjetos. Ante la palanca de cambio tienes uno perfecto para dejar el móvil, junto a una toma USB y otra de 12 V, precediendo a un par de reposabebidas. Hay también espacio bajo el reposabrazos central delantero (un detalle que es poco habitual en coches de este tamaño) y también junto al freno de mano. Se suman a una buena guantera y las bolsas de las puertas.

Cuando analizamos todos los coches que puedes encontrar en este segmento vemos que la mayor parte están homologados para cuatro ocupantes. El Picanto puede llevar a cinco personas… legalmente. En la práctica han de ser muy delgados y, si pones dos sillas infantiles, como he de hacer yo… pues no entras ni de canto. La altura es correcta y el espacio para las piernas escaso, obviamente, pero mejor que el que puedes encontrar en la mayoría de coches de estas dimensiones.

Maletero

El maletero del Kia Picanto tiene 255 litros de capacidad, una cifra destacable para un vehículo de su tamaño. Los pasos de rueda se notan bastante en sus laterales, pero es algo habitual y difícilmente evitable.

Nos gusta que tenga un doble fondo, ya que el piso puede colocarse a dos alturas y dejar objetos algo más ocultos, algo clave en un coche urbano. Si lo pones en la más elevada cuando abates los asientos (divididos en dos partes asimétricas) queda una superficie plana, de 1.050 litros de capacidad. Y bajo él, un kit de reparación de pinchazos.

Equipamiento

El nuevo Picanto da un paso adelante en el equipamiento. Hay una versión sencilla, denominada Concept, y por encima de ella dos que varían mucho su aspecto. Po un lado la GT-Line (que busca una imagen más deportiva) y por otro la X-Line (con 15 mm más de altura libre al suelo y apariencia de todocamino.

En estas versiones más equipadas tienes de serie elementos como las llantas de 15 o de 16 pulgadas, programador de velocidad, climatizador, retrovisores plegables… además de los detalles estéticos exclusivos de cada una de ellas.

Lo mejor de todo es la dotación en seguridad. Integra ayudas en la conducción como asistente de prevención de colisión frontal con detección de vehículos y peatones, asistente para evitar colisiones de punto ciego, aviso de cansancio del conductor asistente de mantenimiento de carril…

Nuestra unidad con acabado GT-Line no montaba el sistema multimedia UVO Connect, que es opcional. Se trata de una pantalla táctil de 8 pulgadas, compatible con Android Auto y Apple CarPlay que además está conectada a Internet  

¿Precio? Pues un Kia Picanto GT Line con el motor de acceso y acabado GT-Line se anuncia en estos momentos por 13.500 euros. Es la tarifa recomendada por la marca, pero puedes encontrar ofertas de Kia Picanto en nuestra sección de coches nuevos, publicadas por los concesionarios oficiales de la marca. El precio indicado se rebaja mucho. Recuerda también que contamos con interesantes herramientas para que puedas financiar el coche con todas las garantías y  pagarlo más cómodamente mes a mes.

Motor

No hubo muchos cambios en la gama de motores con esta actualización. El nuevo Picanto solamente puede elegirse con motores de gasolina de la familia Smartstream. Por un lado el 1.0 DPI con 67 CV. Por encima encontramos el también atmosférico  1.2 de 84 CV, quedando el 1.0 TGDI de 100 CV (sobrealimentado) como opción más prestacional y que cuenta con mejoras en inyección y en la recirculación de gases.

El protagonista de la prueba de hoy es la versión de acceso, el 1.0 DPI (Dual Port Injection, ya que cuenta como el de 84 CV con doble sistema de inyección doble, directa e indirecta). En nuestro caso se asocia a un cambio manual de cinco relaciones pero puede equipar uno automático con el mismo número de relaciones.

No tiene unas prestaciones escalofriantes, ya que anuncia una aceleración de 0 a 100 km/h en 14,6 segundos y una velocidad punta de 161 km/h. Más destacable es el dato de su consumo, pues homologa 5,2 l/100 km, equivalente a 119 g/km de CO2, de ahí que no pague impuesto de matriculación.

Comportamiento

Me encantan los coches urbanos porque me reconcilian con la conducción de antaño: un coche que ofrece lo que necesitas en los desplazamientos cotidianos, sin más miramientos o artificios. Cómodo y fácil de llevar, aunque puede que algunos echen de menos la regulación del volante en profundidad para que la posición de conducción sea ideal.

No esperes prestaciones soberbias del motor, que tendrás que estirar más allá de las 5.000 rpm para que entregue su potencia máxima y acercarte a las 4.000 para entrar en la zona de par máximo (96 Nm a 3.750 rpm). Pero mueve bien el coche, que apenas pesa 974 kg

Puede que el GT-Line te haga pensar en una puesta a punto más afilada. Para nada. Es un coche pensado para ir cómodo y ser llevado sin más problemas entre el tráfico. Y eso lo hace genial. Porque uno podría llegar a pensar que con un coche atmosférico de tan poca potencia tendrías que estar todo el rato manejando el cambio. Me sorprendió que, salvo que quieras apurar mucho, no requiere de cambios continuos para ir de modo relajado.

El peso de la dirección facilita las maniobras en ciudad, donde su tamaño es ideal y no echarás de menos los sensores de aparcamiento. En la circulación en autovía es donde más notas que es un coche pequeño, le falta el aplomo de modelos de mayor tamaño. Y todo ello con consumos bajos, pues es muy fácil moverse, en un uso mixto, en los consumos que homologa.

Opinión coches.com

Si buscas un coche urbano práctico, que se desenvuelve de forma maravillosa en ciudad y las habituales carreteras de extrarradio, el Picanto es una opción muy buena porque es de los más asequibles. Si quieres algo para realizar viajes en autovía mi consejo es que apuestes por un coche algo mayor.

Ojo, eso no significa que tengas que pagar una suma de dinero mucho mayor, ya que, sin salir de la marca, un Kia Rio no es mucho más caro con el mismo motor… e incluso buscando un poco lo puedes encontrar incluso más económico.

¿Tiene entonces sentido apostar por el más pequeño si su uso está más limitado, enfocado a la ciudad? En España, donde muchos acabamos viajando al pueblo o a la playa, la mayoría opta por el coche algo mayor.

KIA Picanto 1.0 DPi (67 CV) GT Line
7.5Nota
Lo mejor
  • Precio interesante
  • Ideal para moverse en ciudad
  • Equipamiento versión GT-Line
Lo peor
  • Sistema de infoentretenimiento opcional
  • No hay versiones ECO o Cero en su gama
  • Si viajas, piensa en un segmento superior
Diseño8
Habitabilidad7.5
Acabados7.5
Maletero7.5
Equipamiento8
Motor7
Comportamiento7
Calidad Precio7.5

Galería de fotos:

  • KIA
  • KIA Picanto
  • microurbano