La historia nos llega desde el blog oficial de la marca germana. Alex Kahl es uno de sus reporteros, que se dedica a recorrer el mundo para traer historias sorprendentes de los coches Mercedes… y de sus dueños. Pero pocos descubrimientos han sido tan sorprendentes como este. Costas Shuler es un americano del norte de California amante del arte y de los coches. Diseñador gráfico y web, decidió “fabricar” su coche con su herramienta de trabajo: bolígrafos, plumas y lápices.

Costas cogió más de 10.000 bolígrafos y los pegó uno a uno a su Mercedes-Benz S280 de 1981. Dejémonos de monsergas. Tienes que verl0 desde todos los ángulos:

Vía: Reporter Mercedes Benz

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta