El Porsche 911 GT2 RS no se ha cansado de dar titulares desde que fue lanzado el pasado año. Inmediatamente se convirtió en el ‘nueveonce’ más rápido y potente que jamás hubieran hecho. Eso le valió para hacerse con el récord de Nürburgring con un tiempo de 6 minutos y 47,3 segundos, además de otro récord en Sachsenring. No nos extraña que sea una montura muy adecuada para dos de los principales embajadores de la marca.

Hablamos de Mark Webber y de Maria Sharapova, el piloto australiano con una trayectoria destacada en Fórmula 1 y WEC, y la tenista rusa ganadora de cinco Grand Slam. Ambos se pusieron al volante de la bestia de Zuffenhausen, cada uno a su manera. Comenzó Sharapova, algo temerosa de la potencia del 911 GT2 RS, pero siempre con la ayuda de Webber para guiarla en el circuito y darle algunos consejos de conducción.

Después es el turno del piloto que ha estado ligado a Porsche en los últimos años. Webber ya había tenido alguna experiencia previa a los mandos del 911 GT2 RS y lo demuestra con su pericia. Las reacciones de Sharapova no se hacen esperar, quedando sorprendida por las capacidades del deportivo. No es de extrañar, su motor bóxer biturbo de 3.8 litros desarrolla nada menos que 700 CV y 750 Nm de par.

Va ligado al cambio automático de doble embrague PDK con siete relaciones y la potencia pasa directamente a las ruedas traseras. Con un peso de solamente 1.470 kg, el Porsche 911 GT2 RS es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en tan solo 2,8 segundos y de alcanzar una velocidad máxima de 340 km/h. Para disfrutar de esta máquina como han hecho Webber y Sharapova hay que desembolsar un precio de 326.934 euros en nuestro país.

Fuente: Porsche

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta