El Porsche 911 GT3 RS es uno de los lanzamientos más importantes en lo que va de año si buscamos deportivos con carácter. Este modelo promete un rendimiento excepcional y así lo ha demostrado en vídeo. Aprovechando las Porsche Driving Experience Winter, se llevaron una unidad al norte de Finlandia. En un circuito de hielo especialmente dispuesto esperaba uno de los mejores pilotos de la historia: Walter Röhrl.

El eterno piloto alemán ya supera los 70 años de edad pero se niega a retirarse. Él sigue haciendo lo que más le gusta como probador para Porsche y muestra que sus aptitudes no han mermado con el paso del tiempo. Basta con ver los seis minutos de este vídeo en el que conduce con maestría el salvaje Porsche 911 GT3 RS en el circuito helado. Las tomas aéreas son hipnóticas y el paraje blanco insuperable.

Llama la atención la ausencia de música en el vídeo. El único sonido que regala nuestros oídos es el del motor bóxer atmosférico de seis cilindros y 4.0 litros. Es el mismo que monta el Porsche GT3, pero en este caso se ha aumentado la potencia hasta los 520 CV. Aunque no lo veremos sobre la nieve, el GT3 RS con el cambio automático PDK (única opción) es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,2 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 312 km/h.

Lo que más destaca es el comportamiento noble que presenta en manos de Walter Röhrl. Enlaza las curvas de forma ejemplar con la trasera cruzada (parece llevar neumáticos de invierno) y sin que haya envites. Parece que la dieta a base de fibra de carbono le ha sentado bien al 911 GT3 RS, que solamente pesa 1.430 kg y que muestra una agilidad fuera de lo común. En definitiva, un piloto y un coche de primer nivel y un vídeo para poner la mente en blanco.

Fuente: Porsche

Galería de fotos:

Ver galeria (4 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta