El Mercedes SLS AMG GT  llegó en junio para convertirse en la versión más potente del Mercedes SLS AMG, con 591 CV de potencia. Sus prestaciones espectaculares lo han convertido en el Safety Car de la F1 y ahora llega una versión especial, el  Mercedes SLS AMG GT Final Edition, que será la última versión  de la actual generación del SLS AMG, lanzado en 2010 y que viene a ser el heredero directo del Mercedes 300SL, el mítico alas de gaviota que conquistó a Hollywood en los años 50 del siglo pasado.

La producción del Mercedes SLS AMG GT estará limitada a 350 unidades, y se fabricará tanto con carrocería coupé como descapotable. Los precios no están confirmados, pero se baraja que costarán 270.000 y 280.000 euros, respectivamente (unos 25.00 euros más que los SLS AMG GT normales.

2015-sls-amg-gt-final-edition-2El SLS AMG GT Final Edition se diferencia por contar con más piezas fabricadas en fibra de carbono, como el capó y el alerón trasero, que además es más grande. Las llantas también son diferentes y monta unos neumáticos específicos, con medida de 19 pulgadas delante y de 20 detrás.

Como en el resto de la gama SLS también se ofrecen como opción los frenos cerámicos y las carcasas de los retrovisores de fibra de carbono, combinando así con el capó motor del mismo material.  Para dar muestra de su exclusividad, el Final Edition cuenta con una placa en la consola con la numeración del vehículo dentro de la serie de 350 unidades.

2015-sls-amg-gt-final-edition-7El motor es el mismo para ambas versiones. Es el V8 de gasolina de 6,2 litros y con 591 CV de potencia, 20 CV más que el SLS AMG estándar. Gracias a la reducción de peso, el Mercedes SLS AMG GT Final Edition acelera de 0 a 100 km/h en 3,7segundos, una décima menos que el AMG GT. No cambia su velocidad máxima que se mantiene en los 320 km/h, limitada electrónicamente.

El motor va asociado a una caja de cambios específica para este modelo, de doble embrague y con siete marchas, que la marca denomina denominada AMG Speedshift DCT 7. Incorpora de serie el sistema de suspensión magnética con dos modos de conducción, el Sport, para carreteras donde el asfalto no esté perfectamente liso,  y el Sport Plus, este último pensado para una conducción en circuito más radical.

Fuente: Mercedes
Galería de fotos:

Ver galeria (10 fotos)

1 COMENTARIO

Deja una respuesta