Un revolucionario concepto de conducción ha surgido de nuevo. Nace de la mano de los suizos de Rinspeed, que adoran aportar creatividad al (demasiado a menudo) aburrido y soso mundo de la automoción. Los creadores de prototipo revolucionarios como el Bamboo o el Dock+Go, apuestan ahora por mezclar conducción autónoma y dron de tripulación abordo. Esta sorprendente visión de la marca pretende abordar desde otro punto de vista los coches autónomos.

El Rinspeed Ethos (o Σtos) como se llama la criatura, presenta similitudes con el diseño del anterior prototipo X Change, un coche donde ya mostraban que la conducción autónoma es una de sus fijaciones (el Rinspeed Budii es otro ejemplo). Su línea es provocadora y rara al mismo tiempo.

Su interior es amplio y permite al conductor y al copiloto un espacio con el que no contaban en los coches convencionales. Pero eso no es todo, pues el volante es plegable y puede guardarse en el panel de instrumentos del automóvil, ampliando así el espacio del conductor y facilitando el uso de los dispositivos multimedia.

Rinspeed Ethos Concept 2105 interior 01

 

Otra de las innovaciones son sus dos pantallas curvas y el sistema de información y entretenimiento Harman Connected, que reconoce al conductor e incluso predice algunos de sus movimientos, aportando así, una conectividad perfecta entre el coche y el usuario.

Pero sin duda, el paso adelante es un dron que ayuda al conductor durante la conducción y que cuenta con una pista de aterrizaje en la zaga del vehículo. El uso del dron como elemento complementario en la conducción no es algo tan novedoso como creemos, ya que Renault desarrollo esta idea hace un tiempo en el Kwid Concept. Pero el dron de Rinspeed ha sido diseñado como un asistente personal y no como un asistente en la conducción autónoma. Mientras Ethos se preocupa de la conducción, el dron realiza los recados que el usuario le manda online. Por ejemplo, si estás en un atasco, el dron puede ir a por comida y dejarla en la parte de atrás. Y eso no es todo, también incluye una cámara que puede filmar el recorrido que estás haciendo.

 

Los diseños revolucionarios de Rinspeed parecen alocados en un principio, pero lo cierto es que luego cautivan a las grandes marcas. Esto es lo que sucedió en 2014, cuando la maraca suiza mostró su diseño interior del futuro coche autónomo y marcas como Mercedes (con el F 015 o el Vision Tokio) lo demuestran.

Y ojo, que el Rinspeed Ethos aún no está finalizado, por lo que tiene margen de mejora para sorprendernos. La versión definitiva verá la luz en la convención CES 2016 que se celebra entre el 6 y el 9 de enero en Las Vegas. Esperamos poderos deciros algo más tras su presentación.

Fuente: Rinspeed

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta