Logo de Noticias Coches
Pulir Coche (6)
Luis Blázquez

¿Cuál es la mejor forma para usar la pulidora en el coche?

Pulir el coche lo ayudará a prolongar la vida y la belleza de su pintura. De hecho, el pulido es el paso a menudo olvidado entre el lavado y el encerado, pero cuando se hace bien, revitaliza por completo el acabado exterior del coche. Un pulido completo eliminará los contaminantes de la superficie firmemente adheridos con el paso de los años y los defectos de pintura superficiales que, inevitablemente, afectan a la estética. Así que, ¿cuál la mejor forma de pulir el coche?

Cuando buscas pulir el coche, hay dos métodos principales: puedes pulir la pintura a mano con cera y un paño, o con una máquina pulidora. En general, al pulir con máquina, podrás obtener resultados mucho mejores y más rápidos. La razón es fácil. Simplemente, no se pueden logar los resultados a mano que se pueden tener con una máquina. La mano no es capaz de hacer el trabajo que puede hacer una máquina: oscilar la mano uniformemente sobre toda la superficie de un coche a una velocidad constante de 2.500 a 6.800 revoluciones por minuto.

¿Cómo debo pulir el coche en función de los daños?

Es fundamental utilizar un pulimento no demasiado abrasivo para poder conseguir un acabado excelente en una sesión. Los rumores y algunos anuncios advierten que un solo pulido ya dará los mejores resultados. Eso es falso. Por eso hay algunos consejos que deberías conocer acerca de los procesos sobre cómo se debe pulir un automóvil en función de los daños que presente la carrocería.

Rasguños moderados a fuertes

Si hay daños moderados y severos en la pintura del vehículo, remolinos sustanciales, rayones u otros “picotazos” serios, tendrás que usar una almohadilla de espuma de buena calidad. Fija la velocidad a un ritmo medio-alto (de 5 a 6 en una escala del 1 al 10). Esto te ayudará a pulir el coche al nivel óptimo y de la mejor manera posible. Lo más importante es tener la persistencia y la paciencia para hacerlo todo de forma uniforme.

Daños leves y normales

Si deseas eliminar rasguños leves u óxido superficial, o las típicas marcas de una pintura que ha sido usada, es posible que debas utilizar un esmalte de acabado y una almohadilla de espuma suave. La configuración de velocidad debe ser media-baja (de 3 a 5), dependiendo de qué tan ligeros sean los rasguños. Esto dará como resultado un acabado admirable para el coche.

Muy mínimo o ningún daño en absoluto

En el raro caso de que desees pulir el coche por daños apenas visibles, pero quieras mejorar el brillo y tener una superficie más limpia y suave, deberías usar un potenciador de pulido previo a la cera y unaalmohadilla de espuma muy poco abrasiva que gire a poca velocidad (de 1 a 3).

¿Cuál es la técnica para usar la pulidora sobre el coche?

Antes de nada, y con mucha lógica, la forma más efectiva y segura de averiguar qué pulidor o cera se adapta mejor al vehículo es pedir primero la recomendación de un experto o solicitar asistencia profesional. Estos incluyen los expertos reconocidos en el detallado automotriz o los especialistas de los principales fabricantes de productos detallados. Esto es muy recomendable para reducir el proceso de prueba y error, además de que ayudará a alcanzar y cumplir con las expectativas que buscas.

Se recomienda que, antes de comenzar a trabajar en todo el vehículo, es mejor seleccionar un punto o área de prueba en la parte más afectada del coche. Además de esto, también puedes utilizar un vehículo más antiguo o una pequeña pieza de chatarra. Siempre debes empezar con un producto que sea menos agresivo o no tan potente. Si no ves los resultados deseados, elije el producto más agresivo o más fuerte. Una vez terminado con la prueba y veas que te cuadre, sigue con el pulido de todo el vehículo. Es básicamente un proceso de prueba y error.

En cuanto a la técnica en sí, parece algo complicado, pero mayoría de la gente puede captarlo en unos cinco o 10 minutos. Como puedes ver sobre estas líneas, la técnica consiste en usar movimientos superpuestosy pasar la pulidora sobre la pintura a una velocidad agradable y lenta. El mejor pulido a máquina es tan fácil como seguir este sencillo patrón. Si lo dominas, irás por el buen camino.

¿Cómo puedo pulir el coche correctamente?

Prepara el coche

Lo primero que debes hacer es limpiar el coche antes de usar el pulidor, cerciorándote de que esté impecable antes de empezar. Hazlo, porque la suciedad o los escombros más pequeños que quedan en la pintura pueden terminar siendo arrastrados por la esponja de pulimiento por el coche rayando aún más la pintura. Una vez que esté limpio, seca bien la pintura con un paño de microfibra o una toalla de secado profesional. Esto te ayudará dejar la superficie del coche vacía de impurezas, brindándote la superficie que necesitas para un pulido efectivo.

Aplica el abrillantador de coches

Al coger la máquina pulidora, deberías ver un cabezal en la parte superior. Aplica una sola gota de ese esmalte en el cabezal de pulido y, luego, extiéndelo en el área que necesita ser pulida. Esto asegura que el área esté lubricada, ya que un pulidor en seco puede dañar la pintura.

Comienza a pulir el coche

Coloca la almohadilla sobre la pintura y asegúrate de que la máquina esté configurada en una configuración de velocidad lenta. Use el pulidor para esparcir la crema sobre la superficie. Que la pulidora gire a la velocidad deseada (dependerá de la marca de pulidor que estés usando), y sigue las instrucciones del envase. Aplica una presión uniforme sobre la pintura, presionando la máquina con mucha suavidad para que puedas dañar la pintura y ni la máquina pulidora.

Trabaja en secciones pequeñas

Mueve la máquina pulidora lentamente sobre la carrocería con movimientos circulares para formar un efecto de neblina. Es posible que debas repasar algunas secciones más de una vez. Y una vez hayas acabado y te convenza el resultado, termina con un paño de pulido para retirar los restos de pulimento y ver en primera persona cómo reluce la carrocería.

¿Qué debo tener en cuenta a la hora usar la pulidora del coche?

Nunca hay que pulir con el coche sucio ni en seco. Para obtener resultados óptimos, trabaja el producto de pulido. Es imprescindible que el esmalte se seque correctamente. De acuerdo con esto, es muy recomendable mover lentamente la máquina de pulimento, dado que, si lo haces muy rápido, el resultado no es uniforme, más bien una chapuza. Tampoco ejerzas demasiada fuerza sobre la carrocería, ya que podría dañar la pintura, y por supuesto, nunca levantes la pulidora de la carrocería mientras esté encendida. Es un proceso continuo y de mucha paciencia.

Fuente: Car and Driver, WikiHow

  • limpieza
  • pintura
  • restauración