Ya hemos hablado en varias ocasiones de la importancia al elegir el sistema de retención infantil (SRI) correcto para llevar a los niños en el coche. Las sillas infantiles son de vital importancia y sus capacidades pueden marcar la diferencia en caso de accidente. Por eso, cada año sale un estudio a nivel europeo que analiza la mayoría de modelos que hay actualmente en el mercado. El RACE se encuentra entre las asociaciones colaboradoras y nos han mostrado algunos datos interesantes.

Este 2019 se han examinado nada menos que 55 sillitas para niños en dos oleadas. Lo cierto es que los resultados han mejorado de forma general, no hay que olvidar que hace unos años este tema era casi una asignatura pendiente en el sector. Sin embargo, hay algunos modelos que siguen sin cumplir como deberían y por eso queremos destacarlos. Aquí van las seis sillas infantiles que solo han logrado una estrella en el estudio y que, por lo tanto, no serían muy recomendables para llevar a tus hijos.

Babystyle Oyster Carapace Infant (con Duofix i-Size Base)

La primera que aparece en esta lista es la Babystyle Oyster Carapace Infant, que va con el Duofix i-Size Base. Solo logra una estrella porque, durante el ensayo de impacto frontal, los portabebés se soltaron de la base Isofix. Eso causó que fueran lanzados hacia delante sin que apenas hubiera retención. En el resto de aspectos conseguía buenas valoraciones, pero queda claro que la seguridad es lo más importante.

Chicco Oasys i-Size Bebecare (con i-Size Base)

Seguimos por el caso de la sillita Chicco Oasys i-Size Bebecare, que también cuenta con la i-Size Base. También conseguía pasar todas las pruebas con buena nota, pero llegó la de seguridad y el fallo fue catastrófico. En el test de impacto frontal se desprendió el arnés integral, por el que el dummie del bebé quedó sin sujeción y salió despedido hacia delante.

Giordani Galaxy 012

Si hablamos de la Giordani Galaxy 012 hay que decir que suspendió en dos de las cuatro pruebas. No lo hizo bien en el ensayo de impacto frontal (aunque no se dan detalles sobre el fallo que sucedió) y tampoco en la facilidad de uso, pues descubrieron que resulta difícil abrochar al niño. Llama la atención también que se quedara en tres estrellas en el apartado de la ergonomía.

Maxi-Cosi TobiFix

Si pasamos a la Maxi-Cosi TobiFix, el problema no es la seguridad o la facilidad de uso. En estos test también se tiene en cuenta que cumplan con la legislación sobre sustancias perjudiciales contenidas en juguetes y materiales textiles. Y en este modelo se ha detectado que hay una cantidad de TCPP pirorretardante superior al límite establecido en la Directiva 2014/79/UE aplicable a juguetes.

Uppababy Mesa i-Size (con o sin i-Size Base)

Siguiendo por el tema de sustancias perjudiciales, hay otra que no cumple lo que dice la la Directiva 2014/79/UE. En la Uppababy Mesa i-Size, tanto con la i-Size Base como sin ella, también se ha detectado una cantidad del retardante TCPP que superaba los límites. Eso es lo que hace que se lleve una estrella, pues en el resto de apartados cumplía bastante bien.

Hauck iPro Baby (con o siniPro Base)

La lista termina con la Hauck iPro Baby, tanto con iPro Base como sin ella. También es principalmente por el tema de las sustancias, pues aquí se ha encontrado naftalina en cantidades por encima de los límites establecidos en el documento “AfPS GS 2014:01 PAK”. Además, se queda en tres estrellas en facilidad de uso y ergonomía, y logra solo dos en seguridad con la iPro Base.

En el test se analizan la seguridad, la facilidad de uso, la ergonomía y si llevan sustancias perjudiciales

Fuente: RACE

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta