La planta de Ford en la localidad valenciana de Almussafes dejará de fabricar el mítico Ford Fiesta mañana viernes, 8 de junio de 2012, después de producir más de cinco millones de unidades desde hace 35 años, según ha informado la dirección de la factoría en un comunicado que clarifica el cambio de modelos fabricados por la compañía.

Ford Fiesta, dos millones

El modelo, que comenzó a producirse en 1976, el mismo año en que comenzó a andar la fábrica, es el automóvil más fabricado en la planta en sus 35 años de historia. En este tiempo, a lo largo de seis generaciones, se convirtió en uno de los emblemas como uno de los utilitarios más populares de España.

El 23 de noviembre del pasado año se fabricaba la unidad cinco millones del mítico Fiesta que, hay que aclarar, no se fabricó en la factoría valenciana entre 1996 y 2002. Precisamente en el año en que se interrumpió su fabricación, 1996, se produjo la unidad cuatro millones.

Un millón de Fiestas cada lustro, ese era el ritmo de fabricación del modelo que propició la llegada de la multinacional americana a España. La importancia del pequeño Fiesta para Valencia y España se demuestra en los porcentajes de fabricación de la planta de Almussafes, donde el 47% de los vehículos que han salido de fábrica han sido Fiestas.

A partir de este viernes, Ford Almussafes sólo fabricará el Ford C-Max, a la espera de los modelos Kuga y Transit Connect, que darán paso a la fabricación en Valencia de “una nueva generación de vehículos más grandes”, según cuenta el comunicado de Ford. En este nuevo plan tendrán mucha importancia los híbridos y enchufables.

1 COMENTARIO

Deja una respuesta