Si bien el estado de alarma y en confinamiento (necesario para detener la pandemia) han tenido un efecto devastador en las ventas de coches nuevos, como indican las cifra de matriculaciones en abril, también hay sectores que se han visto beneficiados. Uno de ellos es el consumo de Internet, que se ha multiplicado en estos meses.

El teletrabajo, la necesidad de información y el ocio online han sido los resposables de este aumento del tráfico. No ha sido así en el caso de la información de coches o el de intención diracta de compra, algo que hemos podido ver. Eso sí, tras una brutal caída, que también vivieron otros sectores como el inmobiliario, los eventos o los viajes, empieza a remontar.

La búsqueda de información de coches, según los datos que ofrece la consultora Comscore, aumentó un 34% en abril. A medida que el ritmo de contagios iba descendiendo, el tráfico de las webs de marcas de coches iba aumentando.

Los datos de abril «han mostrado algunos signos alentadores de un renovado interés del consumidor por las industrias que se encontraban entre las más perjudicadas. Los consumidores están pensando ya en comenzar a prepararse para la vida posterior al parón», indica Comscore. «Se ha recuperado un poco de lo perdido, aunque todavía están lejos de sus niveles previos a la crisis.

Aumentos similares se dan también en otros países europeos. Por ejemplo, el interés en Italia ha crecido un 46%, en Alemania un 33% y en Reino Unido un 7% (en este último país los contagios.

Tal y como hemos visto en el último informe de GEOM Index, las noticias sobre el sector y el  coronavirus toman las primeras posiciones en el tema online. Desde aspectos de la industria a otros más prácticos, como los movimientos permitidos en la desescalada o la apertura de concesionarios y talleres.

Fuentes: Comscore, GEOM Index

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta