Para generar interés en torno a la sede en Nueva York la marca de moda Nooka, más conocida por sus relojes de pulsera nada convencionales, el diseñador Mike Lubrano ha tenido una idea genial: Convertir al mítico DeLorean DMC-12 en el futuro taxi de Nueva York.

El famoso modelo, apenas estuvo a la venta dos años, de 1981 a 1982, pero tiene una gran historia detrás engrandecida si cabe por su estelar aparición como máquina del tiempo en la película Regreso al futuro… y en los múltiples anuncios que el Delorean protagonizó y que recordamos hace un tiempo.

El acabado tradicional del DeLorean, de acero inoxidable, ha sido camuflado en esta ocasión con una capa de pintura de “amarillo taxi”. El DeLorean, con sus puertas de alas de gaviota, se ve espléndido, pero con su exigua capacidad para sólo dos pasajeros, incluido el conductor, el DMC-12 puede que no sea ideal para el transporte de personas por la ciudad. Para ello hay que reconocer que el Nissan NV200, que será el verdadero futuro taxi neoyorquino, es bastante más capaz.

De lo que no hay duda alguna es de que, en los renders que ha mostrado el diseñador, luce fantástico:

Eso sí, podemos estar tranquilos. Aunque la idea salga adelante, no creemos que lleguen a producirse las paradojas en el futuro y el pasado que tan famosas se hicieron en la película y que te acabes liando con tu madre o tu nieta. Ni con un condensador de fluzo, ya que ni siquiera los taxistas que conducen de forma más agresiva alcanzarán los 120 km/h en  medio de las atestadas calles de Nueva York (ni siquiera en un día de tormenta).

Rizando el rizo, no estaría mal que se hiciesen algunas unidades, y que el DeLorean utilizado utilizase nuevos sistemas de propulsión, como el prototipo de DeLorean eléctrico que analizábamos hace ya unos meses y que ansiamos ver en alguna cadena de producción ya.

Via: io9
Fuente
: Mike Lubrano

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta